Inés Rey: «No me veo negociando, me veo gobernando y de próxima alcaldesa»

A sus 36 años logró vencer en las primarias del PSOE coruñés y se disputará la alcaldía el mayo próximo


A Coruña / La Voz

Se define como una «tía totalmente normal», educada en el Hogar de Santa Margarita, el barrio en el que nació. Inés Rey (A Coruña, 36 años) estudió Derecho en la UDC, tiene dos hijos, niño y niña -de 6 y 4 años- y tira de abuelos para conciliar. Ejerce como abogada desde los 24 y vive en el centro, en la zona de la plaza de Pontevedra. Este domingo se convirtió en candidata de su partido a las municipales del próximo mes de mayo. En el PSOE lleva exactamente media vida, pues ingresó en las Juventudes Socialistas a los 18 años.

-Dicen que su candidatura es la de la renovación, pero realmente usted no es nueva en el PSOE.

-No soy renovación ideológica, pero sí política, porque yo nunca he tenido ningún cargo institucional, ni de confianza, ni de ningún otro tipo. Orgánico alguno pero no especialmente relevante. En el PSOE, concurrí como candidata en el 2003 y el 2007, pero no en puestos de salida. Esa renovación viene porque nunca he tenido ningún cargo pero no es ideológica porque mi compromiso con el partido es desde siempre.

-También se dice de usted que es una persona cercana a Francisco Vázquez.

-En absoluto, no sé por qué se me ha puesto siempre la etiqueta de vazquista. Yo fui la telonera de Vázquez en el 2003, es verdad, y en el 2011, en las generales, compartí dos actos públicos con él. A partir de ahí se me cuelga la etiqueta. Desde luego para mí ha sido un referente como alcalde en esta ciudad, tanto él como Javier Losada, creo que han sido dos magníficos alcaldes.

-Usted se presentó para cambiar las cosas en su partido. ¿Qué hizo mal el PSOE?

-No me presento porque se haya hecho todo mal, sino porque creo que es el momento de hacer otra cosa, de ofrecerle a la ciudad un nuevo mensaje y además, que la persona que lo dé sea creíble, coherente. Y en este momento creo que quien daba esa imagen podía ser yo, así lo pensaron mis compañeros el domingo. Sí es verdad que las decisiones del grupo en algún momento tal vez no fueron bien explicadas o bien comprendidas, pero el grupo ha trabajado mucho. No es momento de echar la vista atrás, sino de pensar en el futuro y en la ciudad.

-¿Y qué ha hecho la Marea desde que llegó a María Pita?

-En A Coruña no ha pasado nada más allá del eslogan, de unas ideas maravillosas que no han sido capaces de ejecutar porque no tienen capacidad de gestión. Se han quedado en las frases vacías, en las ideas vacías. No han sabido gestionar ni dar respuesta a los problemas de la ciudad. Hay un desencanto ciudadano creciente, palpable en la calle, y nosotros vamos a salir con una campaña absolutamente en positivo. Aquí, en el PSOE, está el progresismo de verdad, la izquierda.

-Usted le dio la vuelta a los resultados en la segunda vuelta de las primarias. Logró reunir apoyos para ganar. ¿Tendrá que pagar algún peaje?

-Eso es la política, dialogar, sumar, que aquellos que están en posiciones alejadas se acerquen. Eso lo tenemos que hacer los políticos, quien no sabe sentarse a dialogar con sus propios compañeros es muy difícil que pueda aspirar a nada, pero aquí no hay peajes, sino un proyecto común.

-¿Y se ve negociando también con la Marea para formar gobierno después de las elecciones?

-No me veo negociando, me veo gobernando y como la próxima alcaldesa de la ciudad, no barajo otro escenario.

-¿Ya ha pensado en quién irá en las listas?

-Hay muchos compañeros muy valiosos, voy a contar con todos, vamos a elegir a los mejores.

-¿De todas las familias?

-De todo el partido, no hay familias, hay partido.

-Un partido, pero 215 votos por un lado y 178 por otro. ¿Mucho que coser?

-Entiendo que hay un grupo muy importante de compañeros que han apoyado a José Manuel García, pero en este momento la suma no son 215 frente a 178, son los 525 militantes que van a trabajar a tope para ganar las próximas elecciones municipales del mes de mayo.

«Ferreiro, como alcalde, es un desastre, pero le tengo cariño y fue buen profesor»

Como alumna de Derecho en la UDC Inés Rey tuvo profesores que en algún momento también ejercieron como concejales de la corporación, incluido el actual alcalde. Otros cargos políticos también le dieron clases en la facultad.

-¿Qué tal le fue en clase con Xulio Ferreiro?

-Me dio Derecho Procesal en cuarto y quinto, las notas con él fueron muy justas, creo que saqué dos aprobados. Como alcalde es un desastre, pero le tengo mucho cariño, era buen profesor y buena persona. Con Carlos Aymerich (exdiputado nacionalista) saqué sobresaliente, también con Xosé Manuel Carril (exportavoz del BNG). Marta García (directora de la asesoría jurídica de Ferreiro) me puso matrícula de honor.

-¿Cuáles son los problemas más urgentes que afronta la ciudad?

-En primer lugar hay que recuperar el diálogo social e institucional que se ha roto por vetos ideológicos en este mandato. Un gobierno municipal no puede dejar de dialogar con otras instituciones únicamente porque sean de signo político diferente. Hay que pensar en el bienestar de los ciudadanos, no en intereses partidistas. Aquí la participación ciudadana se ha hecho el revés, los Dillo Ti son simulacros donde se hace al revés: del gobierno al ciudadano, cuando tiene que ir del ciudadano al gobierno. Recuperar el empleo, resolver la fachada marítima, frenar el desmantelamiento del tejido industrial y volver a ponernos a la vanguardia de las políticas sociales. Todo eso son retos que hay que afrontar dialogando con todas las fuerzas.

-¿Que ofrece el PSOE?

-El PSOE cuando ha gobernado ha puesto a la ciudad a la vanguardia en las políticas que importan a las personas. El progresismo somos nosotros.

 También en La Voz

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
40 votos
Comentarios

Inés Rey: «No me veo negociando, me veo gobernando y de próxima alcaldesa»