San Amaro, una joya histórica que reclama más atención y cuidados

Los usuarios piden que se arregle la cubierta y se mejore la accesibilidad


a coruña / la voz

Centenares de coruñeses se acercaron al cementerio de San Amaro en el día de Todos los Santos para rendir homenaje a sus seres queridos. Inaugurado en 1813, este camposanto tiene 205 años de historia y más de 200 personajes históricos descansando en él, además de miles de vecinos de la ciudad. En un simple paseo, un visitante se puede encontrar con los panteones de ilustres coruñeses que hoy ponen nombre a las calles de la ciudad: Juana de Vega, Manuel Murguía o Alfonso Molina, entre otros. Todo un patrimonio histórico que, en la actualidad, se encuentra con problemas de limpieza y conservación. «Este es uno de los cementerios más bonitos de Galicia. Hay que arreglarlo, pero tengo miedo a que le quiten la esencia y lo modernicen demasiado», opina María Naya.

La cubierta es una de las partes más damnificadas por el paso del tiempo. Para Mercedes Milán, arreglarla es algo que hace falta desde hace ya tiempo. Se queja de que en la tumba de su abuela «hay grietas por las que entra el agua y deja marcas en el mármol que ya no somos capaces de quitar». Además, dice que los soportes metálicos donde se dejan las flores no están suficientemente sujetos. «Deberían de poner más y asegurarlos de verdad, los roban continuamente», añade.

La limpieza es también uno de los puntos más demandados por los usuarios. «Hay sepulturas que están ennegrecidas. No estaría mal que les dieran con un poco de agua», opina Laura García. Por su parte, Teresa Mariño apunta que «este cementerio tiene tantos años de historia que hay panteones que están ya abandonados y por eso están descuidados».

Accesibilidad

Además de reacondicionar los espacios del camposanto, hay usuarios que consideran que se debería de actuar en temas de espacio y accesibilidad. «Tendrían de poner más escaleras para poder acceder a los nichos que están en la parte más alta», dice Ana Vázquez. Además, cree que podrían aumentar el personal «para ayudar a la gente mayor en temas de accesibilidad y gestión». De hecho, esta mujer señala que la entrada principal sigue sin acceso para personas con problemas de movilidad o carritos de bebé, aunque, reconoce, «por lo menos ahora se puede entrar por los laterales, que no tienen desniveles».

Ofrenda a todos los santos

La corporación municipal acudió a la tradicional ofrenda de Todos los Santos en San Amaro. El alcalde, Xulio Ferreiro, quiso destacar que no se trataba de un día de tristeza, sino de «memoria e respecto ás persoas que axudaron a construír a cidade». Este año rindieron homenaje a Suárez Ferrín, Curros Enríquez y Juana de Vega, por ser «tres persoas que nos representan a todos».

El Ayuntamiento prepara espacios para la reflexión y la contemplación en el cementerio

El gobierno local, consciente de las necesidades de conservación y reacondicionamiento de este camposanto, destinará un total de 1.279.000 euros con los que «se afondará na mellora do estado dese servizo público básico para a cidadanía ao tempo que se recupera un patrimonio histórico e cultural de excepción», según explicó la concejala de Medio Ambiente, María García.

El acondicionamiento de los espacios intentará que se ajuste a la «demanda cidadá de espazos máis cómodos e prácticos á hora de visitalos». De esta manera, según informan desde el Ayuntamiento, se crearán «zonas destinadas á reflexión e á contemplación».

Entre las actuaciones previstas se encuentra la restauración de las cubiertas, que permitirá «atallar as filtracións de auga, será integral e suporá tamén a instalación de novas canalizacións, drenaxes e reparacións da rede eléctrica», explicó García. Además se abordará el acceso al camposanto desde la calle Rafael Baixeiras, con el que se pondrá en valor el monumento a los mártires de la primera huelga general en Galicia, celebrada en 1901, y que estaba ensombrecido por la construcción de un muro.

Está previsto también que se demuela la sala de recepción. «O espazo está agora infrautilizado e só acolle os vestiarios dos e das traballadoras, que se reubicarán na sala de servizos funerarios», indicó la edila. Además, también se derribarán 300 nichos construidos sin licencia que no se llegaron a usar, se recuperarán los muros de piedra del recinto y se acondicionará el entorno con la creación de una zona pavimentada y ajardinada.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

San Amaro, una joya histórica que reclama más atención y cuidados