Conflicto en el barrio de la Sagrada Familia por las aceras

Los vecinos dicen que las nuevas estructuras «anulan plazas de aparcamiento»


A Coruña / La Voz

El Ayuntamiento inició las obras de accesibilidad en varias calles de la Sagrada Familia. En la mayoría de las actuaciones «se amplía el ancho de las aceras de forma exagerada en las confluencias de las calles, en los pasos de peatones», indicó Noemí Ferreiro Álvarez, presidenta de la asociación vecinal y comercial Paternidad. Cree que si quieren mejorar los pasos de cebra, «que sí están muy deteriorados, lo pueden hacer de otra forma, sin anchearlos tanto», subrayó Ferreiro.

La presidenta vecinal indicó que los trabajos que está desarrollando el Ayuntamiento «quitan muchas plazas de aparcamiento». Recuerda que el estacionamiento en las calles de la Sagrada Familia «ya es imposible y si nos recortan plazas la situación se volverá insostenible», comentó Noemí.

Recuerda la mujer que la mayoría de las casas del barrio «son antiguas, no tienen garajes y no nos queda otra que aparcar en la calle». De hecho, «hay muchos conductores que ni respetan las aceras y dejan los coches encima de ellas o en doble fila, provocando graves problemas para el paso de peatones, poniendo sobre todo en dificultad la circulación de las sillitas de bebés o de discapacitados, y de automóviles». Para Noemí Ferreiro y para los vecinos que representa, esta actuación municipal «es un castigo más para nuestro barrio».

Dicen que en la Sagrada Familia residen personas muy humildes, muchas de ellas en paro, «y no tenemos posibilidad de poder adquirir o alquilar plazas de garaje».

Jesús Antúnez, un repartidor que conduce un pequeño camión, aseguró que el nuevo ancho en las esquinas de las aceras «va a dificultar mucho nuestro trabajo ya que a las furgonetas y, sobre todo, a los camiones, les va a costar girar en las intersecciones sin subirse a las aceras». Cree este profesional que estas maniobras pueden resultar «un peligro para los peatones y suponen riesgo de averías importantes en los vehículos». Noemí Ferreiro criticó que el Ayuntamiento se ponga a realizar una obra en el barrio «sin consultar a los vecinos ni anunciársela, y eso que decían en voz alta que iba a ser un Ayuntamiento participativo, que contaría con los ciudadanos. Pues a lo mejor si preguntasen le aportaríamos mejores soluciones que la que están realizando».

Contestación del Ayuntamiento

De hecho, Noemí puso los hechos en conocimiento del 010: «Me dijo que la información, en este caso las quejas de los vecinos afiliados a la asociación que presido, tenía que enviarlas por correo electrónico. ¿Y si no tengo ordenador o no sé utilizar las nuevas tecnologías, cómo hago? Esto es un auténtico escándalo», considera esta presidenta vecinal.

Desde el Ayuntamiento contestaron que la concejalía de Rexeneración Urbana esta realizando estas obras «que responden ás demandas da veciñanza», aunque aseguran que estas solicitudes llegan a María Pita «a través de diversas canles».

También manifestaron que las obras son precisas para actualizar las aceras «e adecualas á normativa que garante a accesibilidade universal».

Aseguran que esta actuación en las calles de la Sagrada Familia «veñen a incrementar a seguridade para todos, ademais de ampliar e garantir un espazo público de máis calidade». Asegura que se trabaja «en liña con actuacións noutros barrios».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Comentarios

Conflicto en el barrio de la Sagrada Familia por las aceras