La limpieza selectiva de pintadas, el último lío político de la Marea

La oposición condena el uso «sectario» de medios municipales mientras el ejecutivo de Ferreiro hace mutis

Esta pintada en contra de la Marea en la confluencia de Puerta de Aires con la calle Nuestra Señora del Rosario fue borrada.
Esta pintada en contra de la Marea en la confluencia de Puerta de Aires con la calle Nuestra Señora del Rosario fue borrada.

A Coruña / La voz

En una ciudad plagada de pintadas, en la que el gobierno local afirmó en el pleno que los medios municipales no están para limpiar propiedades privadas, los grafitis con mensajes contra la Marea Atlántica desaparecen con inusitada rapidez. Empezaron a brotar como setas tras el desalojo de los okupas de la Insumisa, a los que el gobierno local dejó estar durante un año, celebrando incluso su llegada algunos concejales, para luego echarles en una operación iniciada por el Ayuntamiento en solitario que acabó con heridos y cargas policiales.

Aparecieron rápido, y se intentó que desapareciesen más rápido aún. Los del centro cívico de la Ciudad Vieja en cuestión de horas, los del muro de la Comandancia en cosa de días, igual que los que los dibujados en calles del casco histórico. Este mismo jueves se borraron algunos pintados solo cuatro días antes. En algunos puntos se eliminaron los grafitis críticos con la Marea, y se dejaron todos los demás. Pese a lo dicho en el pleno, algunos desaparecieron de propiedades privadas, sin que sus sorprendidos dueños lo hubiesen solicitado.

La guerra del pinto-borro-pinto-borro continúa, pero lo que se limpia de madrugada se mancha la noche siguiente y, como admitió el alcalde el martes, «esta mañá aínda puiden ver algunha pintada, vamos dicir crítica, co partido político ao que pertenzo».

Tanta rapidez y diligencia no fue casual. Según fuentes del Concello y de los servicios municipales, se ordenó a los equipos de limpieza eliminar de forma prioritaria esas pintadas. El alcalde no lo negó: «De limpar pintadas se da orde practicamente todos os días, unhas veces son dun cariz e outras doutro, se son selectivas [as limpezas] ou non...».

Pero esa limpieza «por parroquias» -la de la Marea, porque hay pintadas contra otros partidos que llevan años en el sitio- provocó indignación en la oposición, que acusó al gobierno local de «sectario», de usar fondos municipales con fines partidistas y de aplicar las ordenanzas de forma arbitraria. La respuesta del ejecutivo fue hacer mutis, y ni siquiera ha contestado al guante que le lanzaron las demás formaciones de lanzar un plan para combatir las pintadas en todas las parroquias al mismo tiempo.

Rechazo mayoritario a la orden de borrar solo los grafitis contra el Concello

Grafitis con mayor o menor carga artística permanecen incólumes desde hace años en las fachadas de numerosos edificios de la ciudad. Sin embargo, los que han surgidos en los últimos tiempos y que aluden al gobierno local han desaparecido, algunos en menos de 24 horas, por orden de María Pita. Un 81 % de los lectores de La Voz consideran que esta limpieza selectiva no es justa. Estas son algunas de sus opiniones: 

Más formas de protestar. Aunque borren las pintadas, hay redes sociales y otras formas de reivindicarse. Y estos eran los que defendían la igualdad, transparencia y libertad de expresión. Pancho González. 

No es lo mismo. Los murales urbanos son arte, pero esto son mamarrachadas de ninis. Hay diferencia. Pilar Ruibal. 

O todas o ninguna. Usar el dinero público para eliminar pintadas de fachadas no solo públicas, sino también de propiedad privada, y eliminar solo unas y no otras me parece un escándalo. Auil1803. 

Paredes propias limpias. Para que te limpien las pintadas que aparecen en nuestros barrios y que se han incrementado de forma exponencial solo habrá que conseguir que aparezca algo en contra de la Marea Atlántica. Guei6438. 

Pintadas a otros partidos. Si hay pintadas de hace años que aluden a otros partidos y a ellos no les ha importado, ¿quién es la Marea para corregirlo?. Morr4465. 

Que paguen do seu peto. É grave usar fondos públicos para borrar so un tipo de pintadas. Que paguen o borrado do seu peto se queren deixar as demais. Mi.R3021.

Tapar carencias. Mientras gastan dinero para eliminar pintadas que destapan sus carencias, casi me atrevo a pensar que apoyan otras. Y la ciudad cayéndose por los cuatro costados. Jan3586.

Ley mordaza. Teniendo en cuenta el carácter libertario y rupturista del que presumen, deberían dejar los grafitis como forma de expresión libre y no aplicar la ley mordaza. Ocha3362. 

Sanciones económicas. Una multa de 3.000 euros y un mes limpiándolas. Al siguiente 6.000 y 2 meses. En nada se acabaría con las pintadas. Cabritillo.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

La limpieza selectiva de pintadas, el último lío político de la Marea