Ángeles Castro: «Hay que desligar el pasado común de la infección por VIH y hepatitis C»

FErnando Molezún A CORUÑA / LA VOZ

A CORUÑA CIUDAD

CESAR QUIAN

La doctora ofrece mañana una conferencia dentro del ciclo «Charlas saludables»

05 feb 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

La doctora Ángeles Castro Iglesias, médico adjunto del Servicio de Medicina Interna-Unidad de Enfermedades Infecciosas del Chuac, ofrece mañana a las 20.00 horas en Afundación una conferencia enmarcada en el ciclo Charlas Saludables que organiza La Voz de Galicia con la Xerencia de Xestión Integrada de A Coruña. El título de esta charla es Infección por VIH-Hepatitis C: ¿Una epidemia convergente?

-¿El título de la conferencia plantea una pregunta. ¿Son epidemias convergentes?

-El título es algo provocador. Lo que quiero transmitir es que aunque han sido dos infecciones que durante años han estado asociadas, fundamentalmente porque se transmitían por unas prácticas determinadas de riesgo, ni una ni otra se transmiten solo por esas prácticas. Hay otras muchas maneras. Así que a la pregunta de si son dos epidemias convergentes hay que responder que no. Son virus diferentes, dos enfermedades diferentes en las que, afortunadamente, se ha avanzado muchísimo en los últimos años. Pero no tienen nada que ver la una con la otra. Tenemos que quitarle el estigma que todavía pesa sobre la hepatitis C, que no se asocie el padecer esta enfermedad con determinadas prácticas de riesgo que están obsoletas, y me estoy refiriendo al consumo de drogas por vía intravenosa, que en los últimos años ha descendido enormemente. Ya no se puede hablar de poblaciones de riesgo, sino de prácticas concretas de riesgo. Así que ya no hay coinfección de VIH y virus C en los casos nuevos. Hay que verlas totalmente diferenciadas, además de controladas desde el punto de vista médico.

-Pero sí que hubo un momento concreto en que guardaban cierta relación.

-Eso fue en una época determinada, debemos desligar el pasado común de las infecciones por VIH y hepatitis C. En estos momentos tenemos que hablar del VIH como una enfermedad de transmisión sexual, mientras que el virus de la hepatitis C no se transmite de esa manera, sino por otras vías que, además, estamos ya resolviendo.