«Dar clases virtuales a un alumno de Perú es lo que tengo»

El paro registrado rompe la racha y sube en enero un 3,8 % entre las mujeres y un 2,3 % entre los hombres


a CORUÑA / LA VOZ

La estadística del paro registrado tiene el sesgo de los que no están, los invisibles que por razones diversas no se inscriben en los registros oficiales. Sandra Gómez de la Barra es una de ellas. Solo hace un mes que llegó de Perú y las expectativas que le presentaron los trabajadores del SEPE no fueron halagüeñas a la vista del desánimo con que salió de la oficina de Orillamar. Para continuar su profesión -profesora de Geografía e Historia en secundaria- tiene que estudiar un máster «que cuesta 5.000 euros», apunta Martí Bonshoms, su pareja, un meteorólogo y emigrante retornado que estos años trabajó como predictor en el servicio nacional de Perú y a su regreso ya ha contactado con algún colega gallego para abrirse camino mientras avanza en un proyecto sobre glaciares y cambio climático en los Andes. Él lo tiene mejor. «Para mí producir intelectualmente está complicado. Dar clases virtuales a uno de mis alumnos es lo único que tengo por ahora», explica la mujer. 

La brecha de género

También ayer por la mañana se conocieron los datos del paro registrado en enero. En A Coruña el femenino subió un 3,8 %, frente al 2,3 % masculino. La bajada se produjo en el último año, con un 4,6 % entre las mujeres y un 6,2 % entre los hombres. La brecha de género permanece invariable prácticamente mes a mes.

Las cifras de enero rompen la buena racha en que había entrado el empleo en los últimos meses. Con una tasa de ocupación del 48,3 % en la encuesta de población activa (EPA) del cuarto trimestre del 2017, la recuperación en la ciudad va con retardo respecto al resto de áreas urbanas gallegas. El paro registrado resiste por debajo de las 18.000 personas, pero aunque la evolución en el último mes fue negativa en las siete ciudades -y en Pontevedra, Santiago, Ferrol y Lugo, aun más acusada-, en el balance interanual A Coruña queda en el peor lugar de la tabla. El paro bajó aquí un 5,3 % de enero a enero, frente al 14,3 % que mejoró Lugo, el 12 % de Ourense, o en el entorno del eje atlántico, el 9,7 % de Vigo, el 8,7 % de Ferrol, o el 6,8 % que rondan Santiago y Pontevedra.

A sus 26 años y con la ESO acabada, Carlos Manuel Sánchez Cabanas hace un curso de carretillero. La empresa de logística donde trabajó de repartidor durante cinco años lo despidió en noviembre por «descenso de carga de trabajo» y el programa de Garantía Juvenil lo orientó hacia el curso de la Cámara. Tiene para tres meses. Vive con su pareja. Ella trabaja. «Sí, estudia y trabaja, de canguro», dice.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

«Dar clases virtuales a un alumno de Perú es lo que tengo»