¿Por qué llamamos 8.000 veces al mes al 092 y solo 750 al 091?

alberto mahía A CORUÑA / AGENCIA

A CORUÑA CIUDAD

MARCOS MÍGUEZ

La Policía Local cuenta con más patrullas que la Nacional y se ocupa de accidentes, delitos, quejas o reclamaciones

02 feb 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

Cuando un coruñés está en apuros, presencia un hecho dramático o sufre un accidente, ya sea doméstico o de circulación, marca casi siempre el 092. «Nos llaman para todo, para cualquier cosa por pequeña que sea, desde que las palomas le ensucian la terraza a que son testigos de un crimen», cuenta el inspector Antonio López Ares, un mando con 37 años de experiencia en la Policía Local y que fue testigo de cómo fue aumentando con el paso del tiempo el número de llamadas registradas en la sala del 092. Al mes se recibe una media de 8.000, cuando el 091 se queda en 750.

Hubo un tiempo, en los ochenta, cuando la plantilla y los recursos de la Policía Local eran muy pobres, «al 092 solo llamaban los despistados», recuerdan con ironía los veteranos del cuerpo. Cuando había una emergencia, los ciudadanos marcaban el 091 «por defecto». Eso era antes. Ahora ocurre todo lo contrario. Hasta el punto que de cada diez llamadas a emergencias, nueve son a la Policía Local y una a la Nacional. ¿Por qué ocurre esto? Principalmente, por las competencias que tienen uno y otro cuerpo. Mientras el 092 se ocupa de todo, desde accidentes de tráfico a quejas ciudadanas, al 091 solo se llama ahora cuando ocurre un suceso (peleas, violencia de género, homicidios...). Y para eso, cada vez menos. Un ejemplo reciente ocurrió el pasado fin de semana, cuando dos jóvenes apuñalaron a otro en la zona del Orzán. La primera llamada de los testigos fue al 092 y fueron ocho patrullas municipales las que se ocuparon de buscar a los culpables, detenerlos y, prácticamente, resolver el caso. Pese a que no están para eso. De hecho, cuando un agente del 092 detiene a un delincuente, lo traslada a dependencias de la Policía Nacional, que es la competente. Como ocurrió el domingo.

Destacar también que el año pasado los funcionarios municipales atendieron más casos de violencia de género que la Policía Nacional, aunque sea este cuerpo el que luego se ocupe de la investigación y de pasar a disposición judicial al detenido.