Los coches toman las aceras ante la falta de plazas en A Grela

Los empresarios apuestan por el uso de medios de transporte alternativos para evitar la concentración excesiva de vehículos


A Coruña / La Voz

A Coruña cuenta con el polígono con más empresas de Galicia y posiblemente el más complicado para estacionar. Se trata de A Grela, donde es posible que se formen dos filas de aparcamiento en línea en la misma acera. Sucede porque «no hay plazas suficientes» para todas las personas que transitan a diario este parque empresarial de suelo público.

La situación contrasta, en cierto modo, con lo que ocurre en Pocomaco, de propiedad privada. Allí hay hasta 600 plazas en aparcamientos disuasorios distribuidos por toda la zona. «Sin embargo, cuantos más párkings haces, más gente tienes», señala Alfredo Candales, gerente de la Asociación de Empresarios de Pocomaco, donde hay en la actualidad unas 380 empresas. Por la zona pasan a diario unos 20.000 vehículos, según mediciones municipales. «Es cierto que la situación ha mejorado, pero seguimos estando a tope», afirma Candales.

En A Grela no hay un cálculo exacto del número de plazas ni de los coches que pueblan la zona a diario. Lo que está claro es que muchas calles duplican el número de vehículos permitidos. «La policía no suele venir, pero cuando lo hace, te multa. Yo les digo que es imposible aparcar bien en la zona, y la única solución que me dan es ir al disuasorio de Lonzas, a más de un kilómetro de mi trabajo», señala Jesús Díaz, un trabajador del polígono, añadiendo que «la cosa ha empeorado desde que cerró el Dolce Vita».

La posibilidad de habilitar el párking del centro comercial para uso de los usuarios del polígono fue algo que se planteó en el seno de la Asociación de Empresarios Agrela, tal y como confirma su presidente, José Antonio López. «Lleva tiempo abandonado y sé de primera mano que su estado no es el mejor. Haría falta una gran inversión para abrirlo», afirma el empresario.

También hay usuarios que lamentan el precio de los párkings privados. «Casi no tienen clientes, solo los de aquellas empresas a las que les hacen ofertas. Si bajasen algo las tarifas, me plantearía alquilar una plaza», señala Rosa Arévalo, que trabaja en la calle Newton. José Antonio López cuenta que «en los años sesenta, cuando se creó el polígono, sobraban plazas», pero ahora «se ha quedado pequeño y no hay apenas parcelas libres». «La gente muchas veces quiere aparcar en la puerta del trabajo, y no es posible. Lo que habría que hacer es arreglar las aceras, mejorar los accesos y posibilitar que vengan andando», señala.

Más buses y bicicletas

Las soluciones para mejorar el aparcamiento en ambos polígonos pasan por fomentar el transporte público y el uso de la bicicleta, según sus asociaciones de empresarios. «Está muy verde el proyecto, pero nuestra intención es facilitar estos medios, empezando por una línea de bus que recorra todo Pocomaco», afirma Candales, que también vería con buenos ojos la creación de una senda peatonal y para bicis: «En la entrada al polígono hay terrenos que se podrían transformar en aparcamiento, donde los usuarios dejarían el coche y podrían coger el bus o la bici». En A Grela son algo más pesimistas al respecto. «No puedes ampliar la línea 11 y meter 25 buses en dos horas porque colapsas la ciudad entera», dice López. La solución pasa por ir «tapando huecos» y mejorar las conexiones para evitar ver coches ocupando las aceras.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

Los coches toman las aceras ante la falta de plazas en A Grela