El Barrio de las Flores se marchita

Vecinos del bloque 4 se quejan del abandono general que sufre esta zona del barrio con respecto a las demás

.

A CORUÑA / LA VOZ

El Barrio de las Flores se marchita víctima del abandono y la desidia de las Administraciones, que siguen sin tomar medidas para rehabilitar esta emblemática zona, se lamentan los vecinos. El Barrio de las Flores celebra este año su 50.º aniversario, una efeméride que pasa desapercibida para la mayoría de los ciudadanos y sobre todo para quienes tienen en su mano regenerar esta zona.

«Es una pena que no hagan nada por el barrio. Sigue siendo único», comenta orgulloso Javier Sánchez, vecino de «toda la vida», aunque ahora ya no vive en la zona. «Pero crecí aquí, aquí vivieron mis padres, y lo sigue haciendo mi hermana, en el bloque 4», explica. Es precisamente esta zona, entre la avenida de Monelos y la ronda Camilo José Cela, la más deteriorada. Javier se queja de cierta arbitrariedad a la hora de acondicionar el barrio, impidiendo que la maleza invada el empedrado. «Da la impresión de que emplean un sistema selectivo de limpieza». Argumenta su conclusión alegando que «en ningún otro barrio de la ciudad sucede que limpien una zona y descuiden otras», además de citar otros problemas a los que se enfrentan a diario los vecinos, sobre todo los de mayor edad, como son la accesibilidad y la movilidad.

María descansa en un banco cerca de la sede del Oza Juvenil tras su paseo matinal. «Todos los días camino un poco», dice. «Antes subía hasta Monelos, pero ya no puedo. Hay muchas escaleras y son peligrosas porque todavía las hay sin barandilla y tengo miedo a resbalar con la pendiente», advierte.

Son muchos los residentes descontentos. En general los vecinos se quejan del mal estado de conservación y mantenimiento del barrio, sobre todo las viviendas y las zonas comunes del fatídico bloque 4, que va desde Monelos a la plaza de los Fresnos, al pie de la ronda Camilo José Cela, posiblemente, la más desaliñada de las tres unidades vecinales.

Malas hierbas

Llama la atención el estado de abandono en una zona tan poblada. Dejadez que desafía la normativa de higiene y salubridad a la que deberían tener derecho los vecinos, apuntan.

Inaugurado en 1967 por Franco, del Barrio de las Flores brotaron unas 2.000 viviendas que acogieron a una creciente población de clase trabajadora. El concepto de este núcleo residencial sigue siendo objeto de estudio en la Escuela de Arquitectura. Desde hace meses, la plataforma vecinal del Barrio de las Flores demanda al Ayuntamiento de A Coruña la necesidad de hacer un proyecto integral para situar el barrio en el siglo XXI.

Votación
10 votos
Comentarios

El Barrio de las Flores se marchita