Las empresas de transporte quieren llevar ya sus buses hasta el centro

Eduardo Eiroa Millares
E. EIroa A CORUÑA / LA VOZ

A CORUÑA CIUDAD

ALEJANDRA DEL RÍO

Las firmas piden entrar de modo gradual y creen que no hace falta intermodal

20 jun 2017 . Actualizado a las 05:00 h.

Las principales empresas de transporte en autobús que dan servicio al área metropolitana piden al Ayuntamiento que permita que los buses empiecen a llegar de manera gradual al centro de la ciudad, según el plan desarrollado por la Xunta. Los empresarios no quieren más demoras y piden empezar ya, haciendo después los ajustes que sean precisos: «No puede ser que por querer un proyecto más ambicioso no estemos dando un servicio a la mayoría», dice Juan Gómez Piña, director general de Arriva.

Entre esa empresa y Cal Pita gestionan 22 líneas. El responsable de esta última firma, Fernando Míguez, entiende que probar con algunas rutas no creará ningún problema de tráfico: «En A Coruña no hay restricciones a la circulación de camiones y a la torre de Hércules llegan cientos de buses turísticos y no pasa nada», dice.

Reconoce Míguez que ganar pasajeros es bueno para las empresas, pero también lo es para los usuarios y el medio ambiente. Él conoce bien las repercusiones de la restricción a los buses, pues en 1975, cuando se abrió la estación y se prohibió la circulación hasta el centro de los autobuses, su firma perdió el 50 % de los usuarios. «Toda esa gente empezó a entrar en A Coruña en coche privado», dice.

Según los cálculos de ambas compañías, con un buen servicio dejarían de acceder a la ciudad hasta 15.000 turismos diarios. «Lo que no puede ser es que para llegar al centro desde Oleiros en bus hagan falta 40 minutos, porque así coges el coche», dice Míguez, que recuerda que en la ciudad la media de ocupación por coche es de 1,2 personas.

En su opinión, con el plan de transporte metropolitano funcionando no haría falta ni la inversión en la parte de buses de la intermodal. «El mejor estudio es la práctica», dice Juan Ignacio García, consejero delegado de Arriva, en alusión a que sin probar, no se sabrá si hay impacto o no.

Sugieren, además, que se cree un carril de alta ocupación para mejorar el servicio

El bus comarcal, dicen, debería funcionar coordinándose con el local como una red de metro, e indican que Cuatro Caminos (opción que defiende Tranvías como alternativa a un plan que rechaza) no sirve porque está demasiado cerca de la estación de buses y porque los usuarios, aseguran, lo que buscan es llegar al centro de forma rápida, algo que sí cumple Entrejardines. Afirman, además, que crear un carril de alta ocupación (VAO) mejoraría el servicio. Por ellos no podrían pasar turismos con un único ocupante.

José Antonio Díaz, de la empresa Eliseo Pita, cree que muchos usuarios dejarían el coche en casa, y que abundan los clientes del bus que quieren llegar al centro o emplear paradas que ahora no pueden usar. «Para saber si va a haber o no atascos habría que probarlo», dice.

«No es un capricho, es una necesidad», insiste la Plataforma por un Transporte Público Eficaz 

Tras los encuentros mantenidos con la Xunta y Ayuntamiento, la Plataforma por un Transporte Público Eficaz insiste en que el plan metropolitano tenga en cuenta la implantación de la línea del bus hospitalario, una segunda ruta que partiendo de Alvedro penetre en la ciudad por la avenida de As Xubias para conectar con los principales centros sanitarios: Materno, Chuac, Hospital de Oza, Casa del Mar y Abente y Lago. «No es un capricho, es una necesidad», señala el colectivo. Tras reunirse con las concesionarias de la comarca, recalca que «no nos importa quién o cómo se lleve a cabo, ni tampoco nos molesta tener que esperar un poco más de tiempo, lo importante es ejecutar un buen proyecto». Tranvías recordó días atrás que hace 25 años trató de dar ese servicio ampliado dos líneas urbanas, pero que la Xunta lo impidió.