La situación política y económica va a peor

Los ciudadanos se muestran pesimistas en su análisis de la situación actual y menos de uno de cada cinco considera que las cosas han mejorado, la mitad de quienes lo ven todo igual

Situación política y socio-económica Situación política y socio-económica

A Coruña / La Voz

Los vecinos de A Coruña son pesimistas en su visión de la situación por la que atraviesa la ciudad, tanto en el ámbito socioeconómico como en el político. En ambos asuntos son mayoría los que ven que las cosan van a peor, algo que destaca especialmente en la parte política.

Casi el 50 % de los residentes, según la encuesta de Sondaxe, creen que en ese ámbito la situación ha empeorado o ha empeorado mucho, frente al 19,8 % que ven lo contrario. Una de cada cinco personas ve la situación igual que antes de las elecciones de mayo del 2015.

El pesimismo también va por edades y géneros. Los hombres lo ven peor que las mujeres (56 % frente al 42 % consideran que ha empeorado), y los jóvenes lo perciben mejor que los mayores. Para las personas de entre 18 y 29 años la política ha mejorado (30,7 %), mientras que para los mayores de esa edad fue a peor. Solo el 5 % de los mayores de 65 años perciben alguna mejora frente al 57 % que entienden todo lo contrario.

En cuanto a la economía, la impresión sigue siendo mala aunque no tanto. Un 36 % ve que nada ha cambiado desde mayo del 2015. Un 52 % aseguran que sí lo ha hecho, pero para peor.

Los jóvenes

Por tramos de edad, choca la valoración de los más jóvenes: los mismos que creen que la política fue a mejor tienen una percepción más funesta de la economía y la sociedad y un 27,5 % observan un empeoramiento.

Hombres y mujeres tienen una percepción similar, mientras que en el rango de edades los más veteranos son, de nuevo, quienes lo ven más negro. Entre los de más de 65 solo un 10 % advierten mejorías.

En la encuesta destaca también el porcentaje mínimo de quienes notan un reverdecimiento significativo de lo económico. Solo un 0,5 % afirma tal cosa.

Las cifras varían también en función de a quién votó cada uno. Así, en lo político, los electores de la Marea ven cambios positivos en un porcentaje (42,9 %) solo superado por los partidarios del BNG, que llegan al 45,3 %. Nada que ver con la opinión de los que eligieron las papeletas de populares y socialistas, que perciben por amplia mayoría que en la gestión pública las cosas van cuesta abajo.

Por barrios triunfan las percepciones negativas sobre las positivas, sin diferencias significativas en unos puntos y en otros de la ciudad, salvo en Bens y Mesoiro, donde uno de cada cuatro residentes cree que la política fue a mejor. Siguen siendo más los que tienen la visión contraria (38 %), pero es el lugar donde más se reducen las diferencias en las respuestas.

Hace cinco meses, ante la misma pregunta, los coruñeses se mostraban ligeramente más optimistas, aunque ganaban también quienes veían la realidad más negra. Eso sí, eran cinco puntos más los que constaban que advertían mejorías políticas desde mayo del 2015, y cinco puntos menos los que constataban un empeoramiento de la situación tras las últimas elecciones municipales en A Coruña. En el ámbito económico, los resultados de la encuesta de Sondaxe de este mes no difieren sustancialmente de los de enero.

Votación
2 votos
Comentarios

La situación política y económica va a peor