Refugiados sirios y palestinos pasearon por su nueva ciudad

Los siete marineros que han pedido asilo aceptaron ayer acogerse al programa de la oenegé Accem


A Coruña / La Voz

«A estas horas están por ahí dando una vuelta con dos palestinos, conociendo un poco la ciudad». Esto indicaba Carmen Vázquez, responsable de la oenegé Accem Galicia, mientras anochecía ayer en A Coruña. Se refería a los siete sirios que habían llegado el día anterior procedentes de Marín y que, por cuestión de idioma, empezaron a hacer amistad con los palestinos que tiene acogidos la entidad. Otra de las coincidencias son las edades: «Son jóvenes, abiertos y más dinámicos, así que se entienden mucho mejor», detallaba Carmen.

¿En qué situación están después de haber pedido asilo en España?

Los siete refugiados sirios «han aceptado el programa de acogida», indicaba Carmen Vázquez. Esto significa que en un plazo máximo de 30 días, el Ministerio de Empleo y Seguridad Social les asignará una plaza dentro de dicho programa de acogida. Pero no tienen por qué seguir en A Coruña, puesto que esta primera fase de «inmersión en la sociedad», como la califican en la entidad, pueden pasarla en cualquiera de las ciudades españolas donde Accem tiene sede. Un aspecto en el que insisten desde la oenegé es que estos refugiados «son totalmente libres para moverse por donde quieran». Durante todo el día de ayer, el personal de la oenegé estuvo recabando datos sobre los siete, informes que serán enviados al ministerio con el fin de que les adjudiquen las plazas.

¿Qué van a hacer durante su estancia en la ciudad?

«Parece que han descansado bien porque venían muy cansados», indicaban desde Accem. Ayer recibieron información detallada de su situación administrativa, de sus derechos, y ahora están a la espera de saber dónde pasarán el programa de acogida. En A Coruña, o en la ciudad a la que vayan, ocuparán un piso donde tendrá cubiertas sus necesidades básicas. Además estarán obligados a acudir a clases de español. En el centro coruñés cuentan con varios especialistas, como un psicólogo, un abogado que les tramita la documentación, además de tres educadores que llevan los pisos y se encargan de ayudarles a su integración en la sociedad.

¿En qué momento pueden independizarse?

Esa es la segunda fase del programa y entra en vigor transcurrido el medio año que dura la primera. «A los seis meses de tener la tarjeta roja ya pueden trabajar, porque ahora no pueden», explica Carmen Vázquez. Dicha tarjeta supone su acreditación para estar en España. Es en esta segunda parte del programa, centrado en la inserción laboral, cuando los refugiados ya pueden elegir la vivienda que ellos quieran, cuyo alquiler sigue abonando el Ministerio de Empleo, lo mismo que la alimentación y a veces incluso hasta medicinas. En A Coruña hay en estos momentos 17 refugiados que están viviendo ya por su cuenta, dentro de esta segunda fase, «e incluso algunos trabajando», detallan desde Accem.

¿Cuándo se consideran integrados en el país?

Es la tercera fase del programa y los refugiados ya son totalmente autónomos, si bien desde la oenegé siguen en contacto con ellos. De todos modos, las personas acogidas pueden abandonar este programa -«y tenemos algún caso»-, porque hay un conocido o un pariente en otra ciudad a la que quieren irse, alguno porque regresa a su país, o por otras razones. El problema estriba en que si renuncian «no pueden entrar en ningún sitio» a recibir ayuda.

¿De dónde llegan los refugiados?

«No solo tenemos sirios», argumentan con insistencia desde Accem. Como prueba de ello van recorriendo los países de origen de las personas acogidas: Somalia, Eritrea, Armenia, Venezuela, Irán, Pakistán, Etiopía, Ucrania, Rusia, Georgia... Todas estas personas llegan a través de la Oficina de Asilo y Refugio, dependiente del Ministerio del Interior; es la encargada de los acuden a la misma con tres tipos de procedencia: los que llegan por sus propios medios y que están entrando por Ceuta, Melilla o los aeropuertos de Madrid y Barcelona; los reubicados que proceden de Grecia o Turquía, y un tercer grupo formado por los reasentados. De todos modos, desde Accem insisten en que cada caso de un refugiado que pide ayuda es estudiado por el personal de la mencionada oficina.

¿Vendrán más?

Dependerá de la disponibilidad de medios de Accem. Encontrar pisos en A Coruña para acogerlos es uno de los principales problemas que está teniendo la oenegé.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Comentarios

Refugiados sirios y palestinos pasearon por su nueva ciudad