A CORUÑA / LA VOZ

Los detalles de cómo será el interior de la nueva tienda insignia de Zara -que abrirá mañana en las calles Compostela y Sánchez Bregua- es uno de los secretos mejor guardados por el grupo Inditex, que hasta el momento no ha querido desvelar ningún dato. De hecho, solo ha trascendido que se tratará de un establecimiento muy especial, donde la madera y la piedra tendrán mucha presencia, en consonancia con la fachada de los cuatro edificios en los que se ubica, y que se han rehabilitado conforme a su diseño original.

A pesar de este interés por mantener la esencia de los inmuebles, la nueva flag ship estará totalmente equipada con las nuevas tecnologías, y entre ellas se estrenarán oficialmente los probadores virtuales con los que se estuvo ensayando en los últimos meses en la tienda de Zara de San Sebastián, una de las más grandes de España y con mayores cifras de facturación. El objetivo de esta herramienta es facilitar el paso por los vestuarios de los clientes, de tal forma que puedan acceder a más modelos sin necesidad de salir del habitáculo.

El funcionamiento de esta herramienta es muy sencillo, ya que cuando una persona llega al área de probadores, la dependienta escanea los códigos de todas las prendas que lleva y le asigna un vestidor. En dicha estancia habrá -colgada en la pared- una tableta en la que están recogidos los datos de la ropa elegida, de tal forma que podrá pedir otra talla o color con solo pulsar una tecla, e incluso se le ofrecerá la posibilidad de optar por otro modelo similar al de su elección, y que le llevará directamente una empleada sin necesidad de moverse, ni de volverse a vestir.

Menor tiempo de espera

Además de acortar el tiempo de estancia en los probadores, ya que se evita que un cliente tenga que entrar y salir a buscar otra talla en varias ocasiones, el sistema de los vestuarios virtuales también es una herramienta muy eficaz para acabar con los robos de prendas, que se suelen incrementar cuanto mayor es la tienda y el volumen de compradores. Con este nuevo dispositivo quedan escaneados todos los códigos de la ropa que se ha llevado a probar un cliente, y que deberá volver a pasar por el lector una vez que salga de la zona de probadores.

La inauguración oficial de la flag ship de Zara en A Coruña tendrá lugar mañana, previsiblemente a las diez de la mañana, puesto que la multinacional de Amancio Ortega ha descartado hacer una gran fiesta para la puesta de largo, y la tienda abrirá con el horario habitual. El nuevo inmueble ocupa cuatro edificios y dos bajos de la milla de oro coruñesa, con una superficie de 5.000 metros cuadrados, donde se exhibirán las nuevas colecciones de esta firma para mujer (en la planta baja y primeros pisos), hombre y niño.

¿Cómo funciona?

Cuando un cliente llega a la zona de probadores, la dependienta escanea los códigos de todas las prendas elegidas y le asigna un vestuario. En el mismo habrá una tableta con todos los datos registrados, y con solo darle a un botón podrá pedir otra talla o color, que le acercará una empleada.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos
Comentarios

La macrotienda de Zara en Sánchez Bregua estrenará probadores virtuales