«A cidade é coma un ?Prestige? cun rumbo que non se cambia nun día»

Xulio Ferreiro repasó sus propuestas sociales ante el Fórum Europa


a coruña

Cerca de 200 personas asistieron ayer a los desayunos del Fórum Europa, una cita patrocinada por Audasa y el grupo Banco Popular a la que acudía como invitado, en el Finisterre, el alcalde, Xulio Ferreiro, quien no perdió la oportunidad de recordarle a los organizadores que durante la campaña no lo invitaron a ese mismo encuentro. Entre los asistentes, muchas caras del tejido empresarial de la ciudad: Tino Fernández, José Prada, Antonio Fontenla... y también representantes políticos, aunque pocos de administraciones no locales. Estuvo el alcalde de Ferrol, Jorge Suárez, y la delegada de la Xunta Belén Docampo. Si en esas citas lo habitual es que los invitados tiren de números para hablar de economía, ayer no tocó. Ferreiro, presentado por el rector, Xosé Luís Armesto, quien destacó su «compromiso cívico, militancia social e rigor académico» repasó sus políticas sociales, sus cien días y sus principales objetivos enviando mensajes: «Non temos ningún compromiso con ninguén que non sexan os veciños», dijo.

Cambios e inercias

El alcalde apuntó que en la ciudad se mantienen desde hace muchos años ciertas inercias, y que la ciudad se mueve «coma o Prestige», con un rumbo que no se cambia en un día. Las decisiones de hoy, dijo, se notarán en el medio y largo plazo, eso sí, sin tratamientos de choque: «Un volantazo so conduce ao desastre».

Muchas reuniones

«Unha das frases que máis escoito é ?nunca estivo aquí un alcalde? iso está a cambiar», dijo, y citó que lleva más de 500 reuniones en cien días. «Non cambiamos os interlocutores, os ampliamos», apuntó.

Transparencia

Ferreiro aseguró que mejoraron en ese campo y que consiguieron «xerar interese pola política», citando como ejemplo «que moitos veciños aprenderon nestes meses o que era un modificativo» y recordando que el pleno, a través de Internet, sumó 12.000 conexiones.

Religión

«Unha das primeiras decisións como alcalde foi separar a institución da relixión, demostramos que temos palabra», dijo, y aseguró que seguramente él era «o primeiro alcalde que fixo pública a súa declaración da renda».

Repaso a las 25 medidas

Ferreiro aprovechó para repasar los cien días de gobierno a través de las 25 medidas urgentes que llevaba la Marea en su programa. «Máis da metade están cumpridas», dijo, y puso como ejemplos la rebaja de salarios políticos, mostrar las declaraciones de la renta, auditar las concesiones, revisar los acuerdos con el Puerto, acabar con los toros, evitar desahucios...

Plan de empleo

Ferreiro puso también fecha a actuaciones concretas, como el plan de empleo que, dijo, se presentará, en forma de borrador, el próximo lunes.

Cambios en la contratación

También aseguró el alcalde que «esta semana» se fijarán nuevos criterios en los pliegos de contratación del Ayuntamiento, incluyendo elementos sociales, de igualdad de género y ambientales entre los asuntos a puntuar.

Asentamientos precarios

Sin fecha, pero como inminente, avanzó Ferreiro la presentación del plan para erradicar los asentamientos precarios. Los primeros en conocerlo, dijo, serán los propios habitantes de esos lugares de la ciudad.

Ordenanzas fiscales

Dijo el regidor que se está trabajando ya en revisar las ordenanzas fiscales para incluir en ellas nuevas bonificaciones del IBI y rebajas en el recibo del agua.

Renta social

Ferreiro aludió también a la renta social y dijo que «nunha ou dúas semanas» pasará el borrador a los demás grupos. «Non podemos estar contentos coa cidade mentres haxa un veciño que non teña cubertas as súas necesidades», dijo.

Creación de empleo

Lo definió como uno de sus retos principales y habló del vínculo con la universidad para que surjan nuevos puestos de trabajo y se potencie la innovación. «Non se poden devaluar as condicións de traballo: sempre haberá que venda máis barato», dijo en alusión al alto número de contratos precarios.

Auditoría interna

Ya en el turno de preguntas reconoció el regidor que la auditoría de la deuda que iba en su programa no la comenzaron a hacer. «Estamos a ver para que era esa débeda», apuntó, y definió el proceso que están haciendo como «auditoría cidadá».

Fomento del tejido empresarial

También a preguntas del público el alcalde apuntó que darán «substrato a actividades que xa hai na cidade» y dijo que apoyar a las empresas «é fomentar a creación de novo tecido», citando de nuevo como esencial la vinculación con la universidad en áreas como informática y ciencias sociales, entre otras, y conseguir así atraer talento.

Símbolos franquistas

Las calles de la ciudad con nombres vinculados al franquismo siguen igual, aunque la Marea prometió lo contrario en los primeros cien días. El alcalde apuntó que hay un cambio de nombre programado para antes de un mes.

Gobierno en minoría

Xulio Ferreiro apuntó que la visión de A Coruña como una ciudad marcada por un gobierno en minoría como una excepción no se corresponde con la realidad gallega, ya que en toda la comunidad, en las ciudades, la única mayoría que hay es la de los socialistas en Vigo. «Hai que atopar un interlocutor disposto a pensar no interese da cidade, é unha responsabilidade compartida», aseguró el alcalde de A Coruña.

Medio Ambiente

También tocó Ferreiro las políticas de ambientales y sobre cuidado de animales y recordó que habían cumplido con eliminar los toros y habían parado las talas de árboles.

Al final, el alcalde, arropado por buena parte de sus ediles desde las mesas redondas del Finisterre, dedicó casi media hora a hablar al auditorio, sumando su discurso y el tiempo empleado en responder a las preguntas del público. El foro lleva por nombre «Nueva Economía». Ayer de economía se habló poco. Seguramente llegó el mensaje a sus destinatarios.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

«A cidade é coma un ?Prestige? cun rumbo que non se cambia nun día»