El polígono de Coirós se blinda con un inédito sistema antirrobo de cable

Tras sufrir hurtos de cobre en tres ocasiones, acaba de instalar una serie de abrazaderas en arquetas y farolas


Coirós / La Voz

Hasta en tres ocasiones el polígono empresarial de Coirós se ha quedado sin cable. El oscuro negocio del cobre ha sido tan dañino para las firmas aquí instaladas que el Concello ha recurrido a una novedosa fórmula para la definitiva tranquilidad de los empresarios y los trabajadores de esta zona conocida como Pedrapartida. Hace unos días el delegado territorial de la Xunta, Ovidio Rodeiro, visitó las obras sufragadas por el gobierno autonómico con 72.000 euros, invertidos en un revolucionario sistema antirrobo de cable.

Tan revolucionario que es la primera vez que se instala en Galicia, después de su diseño por parte de Abinco Soluciones Integradas, una empresa de ingeniería de energía oriunda de Mesía e instalada actualmente en A Coruña. Luis Varela estudió las posibilidades y diseñó un sistema de abrazaderas de cables que impiden su extracción. Al menos con fuerzas de hasta trece toneladas. «Do que se trata é de impedir que o cable circule dende os accesos habituais dos ladróns, que son as arquetas e as portas dos báculos metálicos das farolas», explica el ingeniero.

De este modo, se aplica el «retenedor», una especie de abrazadera que comprime el cable en casos de tirones pero sin dañarlo, ya que está protegido con caucho. Cada arqueta se puede liberar con una llave «única en todo o mundo» o una contraseña, ambas recogidas en manos de un único miembro del Ayuntamiento de Coirós. A mayores, en el polígono de Pedrapartida se han colocado estos dispositivos en arquetas ocultas, pera dificultar aún más la labor de los ladrones. «Penso que estas arquetas ocultas xa se deberían deseñar de serie cando se constrúe un polígono industrial, aforraría moitos desgustos aos empresarios», añade el ingeniero de Abinco. 

El recinto de Pedrapartida, con cerca de 500.000 metros cuadrados, tiene repartidos en su subsuelo veinte de estos «retenedores», generalmente por zonas más desprotegidas («onde sabemos que xa hai vixiantes nocturnos desprotexemos algo máis») para salvaguardar más de dos kilómetros de cable enterrado. Así, si los ladrones consiguiesen aplicar esa fuerza de más de trece toneladas y arrancar el cable verían recompensado tamaño esfuerzo con un cable de apenas 50 metros de largo. 

Buena parte de la inversión efectuada por la Consellería de Economía, Emprego e Industria (64.000 euros) están destinados a la mejora de servicios energéticos en el polígono, merced a una política medioambiental que ya hace una década ha calado en este pequeño municipio, como muestra la instalación de panales solares en los edificios municipales. Por su parte, el dispositivo de seguridad de abrazaderas supone a la Administración un desembolso de algo más de 3.000 euros. Además, también se han instalado cámaras de vigilancia por un importe que ronda los 5.000 euros.

Sistemas electrónicos

«Tamén hai sistemas electrónicos para protexer os cables, co uso de sinais ou frecuencias distintas ás usadas, pero é bastante caro para os concellos», añade Varela. 

El alcalde de Coirós, Francisco Quintela, está convencido de que este sistema instalado pondrá fin a los robos de cable en la zona. «Ya van tres veces y era desesperante, creo que hemos contratado una obra excelente a cargo de un equipo muy profesional en la materia», explica.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

El polígono de Coirós se blinda con un inédito sistema antirrobo de cable