Carral aplaza la reforma del área infantil a petición de las madres

Las obras serán en septiembre para que los niños jueguen allí


Carral / la voz

El Concello de Carral tenía previsto iniciar en el mes de agosto las obras de reforma y ampliación del parque infantil que está en el campo da feira, situado frente a la casa consistorial. El proyecto, con un presupuesto de 220.000 euros, es uno de los más esperados en el municipio ya que se trata de un punto de encuentro de las familias que viven en el núcleo urbano. Sin embargo, y tras una consulta realizada entre las madres y los padres que frecuentan el área de juegos, las obras se aplazarán hasta el mes de septiembre. El alcalde de Carral, José Luis Fernández Mouriño, explicó que los progenitores piden que el parque infantil esté abierto durante este mes de agosto, cuando los niños no tienen colegio, y que las obras de remodelación se aborden en septiembre, cuando se retoma el curso escolar. «Lo hemos consultado con la empresa y dicen que les da tiempo a hacer los trabajos en un mes, porque la reforma tiene que estar lista el 30 de septiembre», indicó Fernández Mouriño. Explicó que el nuevo parque estará dividido en tres áreas con juegos acordes a los distintos rangos de edades y que se dispondrá un pavimento de caucho continuo, sustituyendo al actual, ya muy deteriorado. «El parque infantil que hay ahora se instaló en el 2006. En su día fue un parque muy ambicioso y venían a verlo desde otros municipios de la comarca. Esperemos que pase lo mismo con el que vamos a instalar», comentó el regidor. De hecho, el área tendrá rocódromo, tres toboganes, un saco de boxeo y un multiespacio iluminado con luces led.

Aunque los trabajos comenzarán en septiembre, el alcalde aclaró que será después de las fiestas del Socorro: «Los festejos serán la primera semana de septiembre, pero las obras fuertes comenzarán después para que no coincidan con las verbenas y la Festa da Empanada». Insistió en que la empresa adjudicataria podrá hacer los trabajos en tan solo un mes.

Por otro lado, el alcalde confirmó que a finales de agosto terminarán las obras de humanización y peatonalización de las calles Cortaduría, Uxío Novoneyra, Pinguela y Curro do Corno, en el entorno del Monumento a los Mártires. Fernández Mouriño explicó que los coches ya no podrán aparcar en estas calles, que el pavimento estará a un mismo nivel y que los peatones tendrán prioridad de paso. También se renovará el mobiliario urbano y se mejorará la estética de las zonas de contenedores. Las obras costarán 360.000 euros, financiadas a través del Plan Urbe de la Xunta.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Carral aplaza la reforma del área infantil a petición de las madres