El francés enamorado de la tortilla de Betanzos

Pierre Clouet llegó a Betanzos en marzo para trabajar en una lechería y todas las noches pasaba por O Rincón de Chelo a cenar. Esta semana regresó a su Bretaña natal, pero antes de marcharse le dijo a María Carro que necesitaba aprender cómo hacer la tortilla porque «sabía mejor que la de su madre».


La tortilla de patatas es, sin duda alguna, una de las señas de identidad de Betanzos. Por eso, no es de extrañar que Pierre Clouet, un francés de la Bretaña que llegó a la localidad coruñesa en marzo, se enamorara en seguida de ella. La probó por primera vez en O Rincón de Chelo, donde trabaja María Carro. «Pierre vino a trabajar en la lechería y se alojaba en la Casena», recuerda María, que dice que poco a poco fue naciendo entre ellos «algo parecido a la amistad». Prácticamente todos los días cenaba en el Rincón. Sus platos favoritos eran la tortilla de Betanzos y los pimientos. Tanto fue así que días antes de regresar a su país, Pierre le dijo a María que cocinaba mejor que su madre y que «no podía marcharse de Betanzos sin aprender a hacer la tortilla». Su idea era aprender para luego sorprender a su madre en Bretaña. Dice la brigantina que la tarde en que le enseñó, Pierre se portó como un «muy buen alumno y muy maleable». Y aunque ella no llegó a probarla —el francés dijo que se la iba a comer entera—, María reconoce que «de presencia estaba muy buena». Esta semana, después de casi cinco meses en Galicia, Pierre volvió a su casa con uno de los secretos mejor guardados de Betanzos.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Tags
Comentarios

El francés enamorado de la tortilla de Betanzos