El polígono de Morás y la vía Ártabra lideran las inversiones en el área metropolitana

Elena Silveira
Elena Silveira A CORUÑA / LA VOZ

BETANZOS

MARCOS MÍGUEZ

Estas dos grandes obras suman casi la mitad de los más de 30 millones de euros que la Xunta destina para los municipios

20 oct 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

Como si de la Navidad se tratase, el premio gordo de los presupuestos de la Xunta para el 2019, en lo que se refiere al área metropolitana coruñesa, ha caído en Arteixo. Aunque se incluye en una partida genérica, la Consellería de Medio Ambiente confirmó que se han consignado más de 12,2 millones de euros para completar las obras de urbanización del polígono de Morás. Otro de los grandes compromisos incluidos en las cuentas autonómicas es la continuidad de la vía Ártabra, para la que destinan cinco millones de euros, así como los 1,4 millones para completar la restauración del monasterio de Sobrado dos Monxes, otros dos millones para el programa Rexurbe en Betanzos y 400.000 euros para la esperada reforma en las instalaciones del IES Universidade Laboral de Culleredo. El resto de las partidas son pedreas de cuantía menor destinadas especialmente a equipamientos educativos, nuevas tecnologías, medio ambiente o agricultura.

El próximo año la Xunta invertirá en proyectos para la comarca coruñesa más de 30 millones de euros. De ese total, más de la mitad, concretamente el 57 % (17.270.000 euros) serán para financiar la urbanización de Morás y continuar el tramo de la vía Ártabra entre la N-VI y la AP-9.

En relación al polígono industrial de Arteixo, desde la Xunta indicaron que Xestur prevé el desembolso de 12.272.415 euros el próximo año, en una sola anualidad. El proyecto consistirá en la ejecución de la urbanización interior y las conexiones exteriores de saneamiento. Además, Xestur prevé recuperar parte de la inversión en el 2020 con la venta de parcelas por importe de más de cinco millones de euros. La inversión total en este polígono, desde el año 2007, es de más de 88,5 millones de euros y su finalización está prevista para el año 2021.