Los lobos matan ovejas, vacas y 50 perros en la comarca de Betanzos

Los concellos también sufren la presencia de jabalíes que destrozan cultivos


irixoa /la voz

Los vecinos de la zona rural de Betanzos se están habituando a la presencia de lobos y jabalíes que les ocasionan más de un disgusto. Entre los Concellos más afectados por los animales están Irixoa, Curtis, Aranga, Coirós y Oza-Cesuras.

«Levamos moitas vacas mortas a mans dos lobos. A Xunta di que se fai cargo, pero é algo que tarda e de momento estamos á espera das indemnizacións», indican desde la explotación de ganadería Espiñeira, de Oza-Cesuras. La semana pasada sufrieron el último ataque de los lobos que se saldó con un ternero muerto. «O mes pasado mataron outra, e é algo que pasa todos os anos», comenta. El proceso a seguir cuando la ganadería localiza a un animal muerto «é chamar ao seguro para que veñan peritalo, e avisar a Medio Rural para tramitar a compensación», aclaran.

Otro de los problemas a los que se enfrentan en Oza-Cesuras es el paso de las manadas de jabalíes, que ocasionan desperfectos. «Temos máis de tres hectáreas desfeitas polos animais e disto si que ninguén se fai cargo. Dende o coto de caza dinnos que denunciemos e dende a Xunta e o Concello que é o coto o que nolo ten que resolver», dice Francisco Espiñeira. Con el objetivo de que las Administraciones ofrezcan alguna solución al problema desde la explotación han realizado una recogida de firmas. «Entregamos unhas 200 firmas na Xefatura Territorial pedindo medidas ao respecto. Tamén denunciamos a situación ante a Garda Civil e estamos agardando respostas», manifiesta.

Cerca de núcleos de población

Del mismo modo, en Irixoa los residentes de la zona llevan años alertando del aumento de lobos en el área. «O último caso foi hai 15 días, cando mataron varios becerros e ovellas», dice Juan Manuel Freire, presidente del coto de caza de Irixoa, en donde también avisan del aumento de jabalíes. «Hai moitos, pasan e arrasan cos cultivos. Agora é a época de recoller o millo e esnaquizan todo», aclara Juan Manuel. Igual que Francisco Espiñeira en Oza-Cesuras, Juan Manuel realizó una recogida de firmas para buscar apoyos. «Solicitamos á Xunta facer unha batida polos danos e incluso recollín firmas de particulares para facer forza. Aquí hai moitos lobos, e, de feito, mataron máis de 50 cans, incluso mastíns, porque son mandas de moitos exemplares», expresa.

Para Juan Manuel es urgente buscar una solución al avance del lobo. «Non o podes matar porque está prohibido, pero se non se fai nada a cousa vai ir a peor e poden incluso chegar a agredir a persoas, porque vémolos pasar preto das casas. Hai xente que incluso os viu a só seis quilómetros de Betanzos», comenta. En el caso de los jabalíes, aclara que como presidente del coto de caza «son tantos os danos que hai agora que non damos abasto para xestionalos. Chamas á Xunta e solicitas a espera nocturna para os xabarís, pero é algo complicado se non coñeces ben o terreo. Concédense desde finais de agosto, pero claro, xa hai moitas leiras desfeitas».

En Curtis manifiestan que el problema del jabalí es permanente en el municipio. El Concello aclara que en estos casos son los cotos los que se hacen cargo cuando el terreno está dentro de su zona, pero indican que se trata de un problema complejo. Por su parte, explican que cuando se les comunica algún tipo de destrozo cuantifican los daños y lo notifican a Medio Rural.

Cifras en aumento

En el año 2017 los lobos mataron 1.288 ovejas, 242 cabras, 593 vacas y 256 caballos en Galicia. Como consecuencia de estos ataques, los ganaderos realizaron 968 solicitudes de indemnizaciones a la Xunta, de las cuales el Gobierno gallego atendió 719, por una cuantía total de más de 330.000 euros.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
17 votos
Comentarios

Los lobos matan ovejas, vacas y 50 perros en la comarca de Betanzos