El colapso judicial mantiene en el cajón 2.700 demandas por cláusulas suelo

Primera Instancia es la punta de lanza de un atasco que continúa en todas las salas

.

a coruña / la voz

Han sido tres meses de parálisis por la huelga a los que hay que sumar el parón de agosto, inhábil en los juzgados. Los funcionarios retoman su actividad en unas oficinas judiciales saturadas por los miles de casos que esperan su turno. El colapso afecta a todas las salas, aunque hay algunas donde la congestión apremia de forma especial. «Hay 2.700 demandas por cláusulas suelo abusivas pendientes», apunta Raquel Estévez, funcionaria y delegada sindical de CC. OO. Trabaja en las oficinas que ocupaba la antigua Audiencia Provincial de A Coruña, ahora en el edificio de la Fábrica de Tabacos. El Xulgado de Reforzo de Primeira Instancia N.º 7 de A Coruña se encuentra aquí. A él llegan todas las demandas de la provincia relativas a productos financieros.

Catuxa Lage tiene su despacho en Betanzos. «Todos os meus casos sobre swaps, IRPH ou cláusulas chan -algúns dos contratos bancarios más polémicos -teñen que resolverse aquí. O problema é que hai tantas demandas agardando a ser xulgadas que non chegan os días do ano para celebrar tanto xuízo», lamenta la letrada. Lage fue una de las que apoyó las pasadas protestas. «E iso que son profesional liberal. O que pasa é que todos pensan que somos Garrigues, o famoso despacho de avogados, pero traballamos nunhas condicións precarias. Trala folga seguimos totalmente igual», reprocha. Igual o peor, porque si antes del verano la saturación era alarmante, los asuntos guardados en el cajón se han multiplicado. «Hai un colapso monumental que afecta a todas as oficinas xudiciais. A Fiscalía ten un atraso enorme que repercute nas dilixencias civís, do social, mercantís, nos contenciosos e mesmo no Tribunal Superior de Xustiza», apunta Manuel Díaz Mato, delegado sindical de UGT.

A los de instrucción, primera instancia o a la Audiencia, cabe añadir. Las consecuencias del parón se extienden a todos. «Me han confirmado unas compañeras que Violencia de Xénero pidió un refuerzo y se lo han denegado. A los funcionarios interinos que trabajan en las salas los van renovando casi mes a mes», comenta Estévez.

Otra de las patas afectadas por esta situación son los procuradores. «Por ahora no sabemos nada del plan de refuerzo prometido. Urge para paliar los problemas que aún sufrimos de la huelga. Hay demandas acumuladas telemáticamente aún sin repartir», expone el decano del Colegio Oficial de Procuradores de A Coruña. Todos están pendientes de que septiembre se traduzca en la puesta en marcha del plan acordado con la Xunta con el fin de la huelga. Solo así conciben el inicio del ansiado desatasco.

Los juzgados están pendientes de que se active el prometido plan de refuerzo

La Xunta puso en marcha en verano los refuerzos de personal en los servicios de notificación y registro. «Se comprometió con los sindicatos a que abarquen todas las oficinas judiciales», asegura Raquel Estévez, de CC. OO. Esperan que a mediados de septiembre se anuncie la extensión del plan. Por su parte, el Gobierno autonómico emplaza a Madrid a cumplir lo acordado. Abonar las horas extra que tengan que realizar jueces, letrados y fiscales, que dependen del Estado. Esta semana el vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, se reúne con el presidente del TSXG para evaluar los daños y presupuestar los fondos que serán necesarios.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

El colapso judicial mantiene en el cajón 2.700 demandas por cláusulas suelo