Los Presupuestos triplican la inversión prevista para regenerar la ría de O Burgo

El ministerio consigna este año 4 millones destinados a soterrar la N-VI en Perillo

.

A Coruña / la voz

Las cuentas estatales aportan pocas novedades para el área metropolitana coruñesa. Son, en realidad, un revival de las inversiones incluidas en los Presupuestos de ejercicios anteriores, aunque aportando algunas modificaciones en plazos y cuantías. En todo caso, la gran novedad es la previsión para la regeneración de la ría de O Burgo. El año pasado el Ministerio de Medio Ambiente anunciaba una inversión global de 7 millones de euros prorrateados hasta el año 2020, mientras que en los Presupuestos de este año el coste total del proyecto aumenta hasta los 24 millones, distribuidos en un millón para este año, 8 para el 2019 y los 15 millones restantes para el 2021, además de otro millón que no fue ejecutado durante el 2017.

 En materia de infraestructuras viarias, las cuentas vuelven a incluir una de las demandas más mediáticas de la comarca: el soterramiento de la N-VI a su paso por el cruce del Sol y Mar, en Perillo (Oleiros). El Ministerio de Fomento prevé invertir en esta obra 10 millones de euros, sin tener en cuenta los 2,2 millones consignados para el 2017 y que quedaron sin ejecutar. Así, el Ministerio de Fomento se gastará en la obra este año 4 millones de euros y, en el 2019, los 6 restantes. El Concello de Oleiros también se beneficiará de los 1,3 millones incluidos en las cuentas estatales para instalar las dos pasarelas peatonales sobre la antigua N-VI en la zona de Perillo, con una proyección temporal hasta el 2020. La partida para el 2018 será de 604.000 euros, la misma cantidad en el 2019, y 120.800 euros par el último año. Siguiendo la estela de la N-VI, las cuentas estatales se paran en Bergondo y presupuestan 3 millones de euros para construir la glorieta en la confluencia de la N-VI con la AC-164, alargando la ejecución de este proyecto hasta el 2020.

En materia viaria, Fomento también presupuesta los prometidos 1,5 millones de euros para la reordenación del los accesos de la N-634 en el tramo de la travesía de Sesmonde, en el término municipal de Vilasantar.

No faltan otros clásicos de las cuentas de este ministerio que siguen pendientes de ejecutar, como los 3 millones de euros para el enlace de la AC-15 con la AC-415 en Meicende (Arteixo), o la remodelación del cruce de A Rocha (N-550 con la A-6) en Cambre. En este caso, Fomento duplica la inversión total prevista, pasando de los 780.000 euros consignados el año pasado a 1.380.000 euros proyectados hasta el 2020. De esa cantidad total, tiene previsto gastar este año 780.000 euros.

Se incluyen además mejoras de seguridad vial en varios puntos de la A-6 que quedaron pendientes del 2017 así como actuaciones de mantenimiento en la N-550 a su paso por los términos municipales de Culleredo, Cambre y Carral también consignados ya en el 2017.

Vuelve a aparecer en el anteproyecto de los Presupuestos Generales del Estado una partida destinada a concluir el proyecto de mejora y reformas en el centro penitenciario de Teixeiro. La partida restante del 2017 es de 438.000 euros, sin inversión en el 2018, pero hay otros 947.000 euros para el 2019.

Las cifras causan «sorpresa» a varios regidores

Los Presupuestos Generales del Estado olvidan partidas que algunos ayuntamientos vienen reclamando desde hace años, como la regeneración de la playa de As Delicias (Sada), el proyecto cultural para La Cros (Culleredo), la regeneración de la ría de Betanzos, el proyecto para evitar inundaciones en la zona O Malecón, o la recuperación del Sanatorio O Paraxón de Oza-Cesuras.

Los alcaldes del área metropolitana analizaron ayer el anteproyecto de las cuentas. En concreto, el alcalde de Oleiros, Ángel García Seoane, aseguró que las cifras tienen que plasmarse en obras y desconfía de que el dinero para las pasarelas peatonales en Perillo se prorrateen en tres años. Y calificó de «indignante» que solo se consigne este año un millón para la ría. El alcalde de Culleredo, José Ramón Rioboo, coincidió en que a pesar de que la cuantía total para la regeneración de la ría es elevada, la cantidad el 2018 «parece insuficiente». También dijo que es «sorprendente» la consignación de 3 millones para el vial 18, «cuando a día de hoy no se conoce el proyecto definitivo que pretende el Estado», y exigió contar con toda la información para plantear variantes que tengan la mínima afección para los vecinos.

El alcalde de Cambre, Óscar García Patiño, aseguró que es «el colmo» que haya que esperar «a que Rajoy, Cataluña y el País Vasco se pongan de acuerdo» para que los vecinos de este municipio puedan tener la esperada remodelación en el cruce de A Rocha. «Que se dejen de hacer políticas electoralistas y que ejecuten la partida que estaba ya aprobada en años anteriores», reclamó. La alcaldesa de Bergondo, Alejandra Pérez Máquez, indicó que se pondrá en contacto con el Ministerio de Fomento para saber por qué dota con 3 millones de euros la rotonda de Guísamo cuando hace dos semanas sacaron a información pública el proyecto oficial por 1,1 millones, y criticó la demora hasta el 2020. 

Partidas ya conocidas para las líneas, el baipás de Betanzos y el talud de Oza

El área metropolitana coruñesa se beneficiará de lleno de las inversiones previstas en el ADIF. Vuelve a sufrir retraso el proyecto para la renovación de la línea A Coruña-Ferrol, que se atrasa hasta el 2021, aunque duplicando la inversión total hasta los 10 millones de euros. También se consignan partidas para mejorar los ejes A Coruña-Vigo y A Coruña-Santiago. Y se consignan una vez más los 400.000 euros tan necesarios para la variante de Betanzos de la línea A Coruña-Ferrol, así como los 4 millones de euros para construir los pasos inferiores en Oza dos Ríos, conectando las rúas Ramón Puga y Rúa Tarascón con 287.000 euros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

Los Presupuestos triplican la inversión prevista para regenerar la ría de O Burgo