El jefe de la Policía Local de Bergondo: «Antes de pedirnos más horas, el concejal debería haber hablado con nosotros»

t. sILVA BERGONDO / LA VOZ

BERGONDO

Atr

Malestar de los agentes con la petición del edil de Alternativa de estirar los turnos todo el año

31 jul 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

La Policía Local de Bergondo no ha encajado bien la propuesta del portavoz de Alternativa dos Veciños, Juan Fariña, de prolongar el servicio del cuerpo de seguridad los 365 días del año (actualmente, no hay turnos en los fines de semana de invierno). En la diezmada plantilla no han gustado ni el momento elegido, ni las formas. «Lo normal hubiera sido que el concejal hablara primero con nosotros, que viera cómo estamos, y no abrir de golpe la caja de Pandora», señala el jefe del cuerpo local, Agustín Rodríguez. Basta describir la situación de ayer viernes para darse una idea de la escasez de recursos humanos: «Ahora mismo estoy con otro compañero haciendo turnos de 12 horas».

La plantilla la conforman este oficial y tres policías más, a los que se suma en verano un agente en prácticas y dos auxiliares. «Está muy bien pedir servicio policial todo el año, me parece lógico, pero ahora mismo hay un agente de permiso y otro de vacaciones, y en verano cubrimos todos los días de la semana por la movilidad de las playas», explica Rodríguez, para quien la iniciativa de Alternativa dos Veciños «solo viene a remover un avispero cuando Fariña sabe perfectamente que estamos dos». Tras conocerse la propuesta que llevaría a pleno, el jefe de la Policía de Bergondo se reunió con el concejal para intercambiar opiniones. «Le dije que podía entender su postura, pero que no son las formas, primero habrá que pedir más recursos, de lo contrario lo único que conseguirá es poner a los vecinos en nuestra contra».

En enero de este año tocaron fondo. «No hubo nadie, entre bajas por paternidad, permisos y otras bajas no pudimos ofrecer nuestro servicio», lamenta Agustín Rodríguez, para quien el objetivo primigenio del equipo que dirige es «que siempre haya un mínimo de dos agentes». «¿Qué hace uno solo? ¿Coger el teléfono del vecino que tiene un problema y decirle que irá cuando acabe la urgencia que está atendiendo, o que llamará a la Guardia Civil?». Y a esto se suma el contexto de tensión que marca la pandemia. «Si estás solo y te diriges a una terraza para decirle a cuatro chicos que se pongan bien la mascarilla, imagina cómo puede acabar esa escena», reflexiona Agustín, jefe del cuerpo policial de Bergondo desde el 2013.