Condenados por asaltar una casa en Bergondo y secuestrar a los dueños

Los asaltantes golpearon al dueño de la vivienda hasta que perdió la consciencia cuando le exigían que les dijese el lugar en el que se encontraba la caja fuerte


a coruña / la voz

Dos de los tres asaltantes de una casa en Guísamo (Bergondo) el 21 de diciembre del 2012 fueron condenados a 7 años de prisión como autores un delito de robo en casa habitada, otro con violencia y detención ilegal. Se juzgó a un tercero para el que pedían una pena de 17 años, pero su letrado, Diego Reboredo, convenció de su inocencia al tribunal de la Audiencia Provincial de A Coruña.

Los condenados, coruñeses, con numerosos antecedentes penales y violentos, se presentaron a las 2.30 de la madrugada en la casa cuando su dueño dormía. Estos, y un tercero, entraron por una ventana. Armados y con el rostro cubierto. El ruido despertó al morador, bajó a la primera planta y allí se los encontró. Uno iba armado con una escopeta y otro con una barra de hierro. Se le echaron encima y lo golpearon por todo el cuerpo hasta dejarlo inconsciente y atado. Durante tres horas, revolvieron la casa y se hicieron con todos los objetos de valor. Pero querían más. 

Paliza

Los asaltantes le habían dado tal paliza al dueño del chalé que este perdió la consciencia cuando le exigían que les dijese el lugar en el que se encontraba la caja fuerte. Así que esperaron a su esposa, que llegó a la vivienda sobre las 5.30 de la madrugada. Nada más entrar, se abalanzaron sobre ella, la golpearon y ataron al pasamanos de la escalera. Los delincuentes, después de quitarle el bolso, metieron en el coche todos los objetos de valor que hallaron en la casa. Habían hecho acopio de gran cantidad de aparatos electrónicos y diferentes enseres de la vivienda, efectos que han sido valorados en 5.650 euros, y joyas por valor de 507, que cargaron en el vehículo que habían utilizado para llegar al lugar, y en el Audi propiedad del propietario de la casa, del que se adueñaron al hacerse con sus llaves, que encontraron en la vivienda. El vehículo no fue recuperado hasta el día 21 de enero del 2013. También fueron recuperados objetos por valor de 827 euros, que fueron entregados en calidad de depósito provisional a su legítimo titular.

Como consecuencia de los golpes recibidos, el dueño sufrió múltiples erosiones y hematomas en el tronco y brazo, tres heridas incisas en el cuero cabelludo, hematomas en el dorso de ambas manos, impotencia funcional, desgarro en el lóbulo de la oreja derecha y ansiedad. La víctima de los hechos tardó 10 días en curar.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Tags
Comentarios

Condenados por asaltar una casa en Bergondo y secuestrar a los dueños