Carballada, un trozo de Marrakech en la Ciudad Vieja de A Coruña

María y Genocho Pascual están detrás de esta tienda étnica con piezas únicas y colecciones propias que acercan la esencia de África, México y otras culturas milenarias


A CORUNA

«Me conozco todas las calles del zoco de Marrakech, ya no me pierdo». Para Genocho Pascual, la ciudad marroquí tiene algo especial: «Aún conserva un poco de magia». Y esa esencia que atrapa en Marrakech es la misma que se puede encontrar en Carballada, la tienda que montaron Genocho y su hermana María en la Ciudad Vieja. Ellos la definen como una tienda étnica: no solo hay una parte de Marruecos, también prendas y complementos que confeccionan con las telas y tesoros que encuentran en sus viajes por el mundo. «Aquí no hay dos prendas iguales», asegura María mientras enseña un poncho precioso confeccionado con manto que trajo de su último viaje a México.

Carballada es especial ya antes de poner un pie en su escaparate. La tienda ya existía antes de que María y Genocho la cogiesen hace seis años. Tenía el mismo nombre, y ellos decidieron mantenerlo porque era muy conocido en la Ciudad Vieja, y un punto de referencia para muchos vecinos del barrio. Todavía quedan restos de la antigua Carballada, como la placa de la fachada que recuerda que el local empezó a funcionar en 1942, y otro letrero con el nombre de la tienda que Genocho y María se encontraron escondido en el interior del local y decidieron recuperar. «Aún hay alguna mujer que entra preguntando si vendemos medias».

La Carballada étnica también tiene su magia. Ellos realizan sus propias colecciones, para lo que emplean muchas telas africanas. También trabajan con artesanos en Marruecos que les hacen sus propios diseños. Uno de sus productos más característicos son las botas de trabajo bereber, hechas a mano una a una y en las que los artesanos reciclan neumáticos para hacer la suela. Hay mochilas cosidas con tejidos africanos, kimonos, babuchas forradas con telas mauritanas y cazadoras vaqueras con pequeños toques étnicos. Genocho enseña uno de los complementos más especiales que hay en Carballada y que espera en uno de los laterales del escaparate: «Son unos amuletos de los hombres del desierto y son muy difíciles de conseguir». Este año el coronavirus cambió sus planes y no pudieron viajar a Marruecos. Echan de menos sentarse a tomar un té con los artesanos con los que trabajan, las horas que dedican en cada viaje a estar con ellos y conseguir que de sus manos salgan las prendas tan especiales que hay en la tienda. Pero María y Genocho son unos enamorados del comercio de toda la vida. No hay virus que los detenga. Desbordan ilusión y ya están peleando por sacar adelante su próximo proyecto: una tienda online propia que se llamará Abada Shop.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Carballada, un trozo de Marrakech en la Ciudad Vieja de A Coruña