Rubén Romeral: «No buscamos ganar títulos sino la satisfacción de la superación personal»

En el Obrero Femenino es titular quien más trabaja, no quien más goles marca


A Coruña / La Voz

El Club Deportivo Obrero de Oleiros es un clásico del fútbol base de la comarca. De hecho, el pasado año celebraron sus 90 años de historia. Pero no fue hasta hace poco más de tres años que contaron con un equipo de fútbol femenino. Y no un equipo cualquiera. La Escuela de Fútbol Obrero Femenino es un proyecto impulsado, entre otros, por su delegado, Rubén Romeral, con una filosofía concreta: aquí se valora más el esfuerzo personal que las victorias. Quizás sean quienes mejor han entendido de qué va esto del deporte base.

-Se definen como una «rara avis».

-Nuestra intención es simplemente premiar el trabajo, destacar que el esfuerzo siempre trae algo positivo. Somos una escuela de fútbol con un objetivo que va más allá de ganar. Aquí se aprende a jugar al fútbol y también valores para la vida. No buscamos ganar títulos, solo la satisfacción que da la superación personal.

-Parece que su filosofía puede estar reñida con la competición.

-No. Salimos siempre a ganar, pero a base de superarnos a nosotras mismas. No premiamos la victoria sea como sea, premiamos el trabajo. Cualquier persona que se esfuerza termina ganando. Hemos felicitado a nuestras jugadoras en partidos que hemos perdido pero en los que habían jugado muy bien, y sin embargo no las hemos felicitado en alguna victoria porque no hubo esfuerzo. Eso no está reñido con que nos encantaría ir de primeras en la clasificación. Todo irá llegando, pero no a cualquier precio.

-¿Cómo escogen quién jugará de titular en cada partido?

-Las alineaciones las hacemos con las que vienen a entrenar. La que trabaja tiene la recompensa de que sabe que va a jugar el domingo. Y si una titular llega tarde el día del partido, pierde la titularidad. Aquí no hay estrellas, solo jugadoras que se esfuerzan. Entiendo que esto pueda ser complicado de entender desde un punto de vista competitivo.

-¿No hacen la selección pensando en cómo imponerse al rival?

-No nos gusta utilizar la palabra rival. Parece que implica que hay que derrotarle como sea, y no es así. Se trata de jugar, y si no tuviésemos otro equipo enfrente no podríamos hacerlo. Y si podemos terminar aprendiendo algo de ese equipo, pues mejor. No nos gusta aprovechar las debilidades del otro equipo para imponernos, eso al final no te lleva a nada en la vida, solo a conseguir una copa de hojalata en el torneo.

-¿Cómo nació el Obrero Femenino?

-En el 2017, tres padres de jugadoras y Miguel Vázquez, que lleva un montón de años como entrenador de fútbol femenino, descontentos con lo que veíamos en la competición, decidimos contactar con el Obrero, que no tenía equipo femenino, y les propusimos la idea de montar la escuela con nuestra filosofía. Empezamos con cuatro jugadoras, entrenando durante seis meses sin saber lo que iba a pasar, y fueron llegando más hasta que al año siguiente ya pudimos competir. Estábamos hartos de ver que el esfuerzo no siempre se recompensaba en otros equipos. Y respetamos que haya quien vaya a por el título como objetivo único, siempre que se haga dentro de las normas deportivas, sin juego sucio. Pero no es lo nuestro. Aquí tenemos otra filosofía.

-¿Cómo tienen la cantera en estos momentos?

-Tenemos unas niñas de doce años que el año pasado estuvieron entrenando muy duro sin poder jugar, sabiendo que no podían salir al campo por su edad. Esperábamos que este año la Federación las dejase jugar, pero por el momento parece que no es así, aunque el año pasado sí que dejaban participar a las de doce. Y se merecen jugar. De hecho, el resto de jugadoras dicen que si no las dejan, ellas tampoco quieren competir. El problema que encontramos en el fútbol femenino, en segunda gallega, es que no hay límite de edad por arriba. Puedes encontrarte jugadoras de 13 años o de veintitantos. Y si hay un equipo que tiene cuatro jugadoras de 13 y el resto mayores, o tienes tus valores un poco claros o puede ser un caos. Nosotros apostamos por un margen de edad de 12 a 18 años.

-Y siguen buscando jugadoras.

-Con nuestra particular filosofía no es fácil encontrar jugadoras. Eso sí, las que se apuntan y lo entienden, lo disfrutan muchísimo. Algunas vienen desencantadas de otros equipos en los que no tenían minutos de juego. Nuestras puertas están abiertas a todas las jugadoras que quieran venir a aprender y a ver recompensado su trabajo. Es triste ver cómo hay jugadoras que se esfuerzan muchísimo pero que su equipo no las saca a jugar.

«Hemos estado entrenando en casa, por videollamada. Ganas no faltaban»

La pandemia interrumpió el pasado año la competición, aunque en el Obrero Femenino continuaron entrenando como pudieron: «Lo hacíamos por videollamada. Una de las niñas, que no tenía mucho sitio en su casa, sacaba el somier y el colchón de la habitación cada vez que había entrenamiento. Ganas no faltaban», asegura Rubén Romeral.

-¿Y cómo se entrena en casa?

-Lo primero era apartar jarrones, televisores y demás objetos susceptibles de acabar en el suelo [Ríe]. Todo es gracias a Miguel, el entrenador, que es el alma máter de todo esto. Es un profesional con mucha historia detrás, entrenando a equipos muy conocidos. Y se ha volcado con nuestro proyecto. Hace unos entrenamientos muy diferentes, con mucha pedagogía. En ocasiones las niñas no son conscientes de que están aplicando lo aprendido hasta que están en el campo. Y ni el confinamiento le echó para atrás, se las arregló para que no faltase ni una sesión de entrenamiento, adaptándose a las condiciones, cambiando el balón por unos calcetines enrollados. Pero lo fundamental, que era que las chicas no perdiesen contacto entre ellas, que mantuviesen tono físico y que no perdiesen su pasión por el deporte, lo consiguió con creces. Y cuando pudimos volver al campo, también fue complicado. No es fácil entrenar evitando el contacto físico. Y siempre con mascarillas.

-¿Cuándo retoman la competición?

-La segunda gallega femenina esperamos que pueda retomarse el mes próximo. Pero las jugadoras han entendido desde el primer momento que estamos en un momento especial, en el que, aunque no se pueda competir, sí podemos seguir aprendiendo.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Rubén Romeral: «No buscamos ganar títulos sino la satisfacción de la superación personal»