El polígono de A Grela soporta cada día el tránsito de 15.400 vehículos

El 73 % de los conductores optaría por el transporte público si se mejorase


A Coruña

Exceso de vehículos particulares para el desplazamiento de los trabajadores, falta de espacios de aparcamiento y un transporte público deficitario. Estos son los tres ingredientes que convierten el polígono empresarial de A Grela en un auténtico calvario para el tráfico. Y así lo constata el estudio denominado Smart Mobility de Agrela, elaborado por la asociación de empresarios de este parque empresarial en colaboración con del Servicio de Movilidad del Ayuntamiento de A Coruña. Gracias a este estudio se pudo constatar que más de 20.000 trabajadores se trasladan a diario a este parque empresarial y que el 77 % de ellos lo hacen en coche particular o de empresa. Es decir, cerca de 15.400 conductores o vehículos saturan los accesos viarios, especialmente en las horas punta.

Según las encuestas realizadas a través de este estudio, cerca del 81 % de las personas que cogen un turismo a diario para ir a A Grela estarían dispuestas a cambiar de método de transporte si tuvieran una alternativa que se adaptase a sus necesidades. Otro dato interesante que se desprende del los sondeos realizado es que el 73 % de los trabajadores utilizaría el transporte público «si se mejorase el servicio actual».

Solo una línea de bus

De hecho, en este momento tan solo la línea 11 del autobús urbano se adentra en el polígono, pero sin hacer un recorrido por sus calles principales. La gerente de la Asociación de Empresarios Agrela, Teresa Firvida, confirma que el Ayuntamiento de A Coruña tiene previsto crear una nueva línea 11 exprés, al margen de la actualmente existente, para unir, con muy pocas paradas intermedias, la plaza de Pontevedra con Marineda City. «Nosotros lo que pedimos es que favorezca y dé el mayor servicio posible al parque empresarial», reclamó. 

Transporte colectivo común

El estudio elaborado durante el último año también recoge la opinión de los empresarios. En este sentido, el 72,5 % de las firmas que participaron confirma que el hecho de no disponer de zonas de aparcamiento afecta negativamente a la actividad empresarial. De hecho, los responsables de 72 empresas aseguraron que estarían interesadas en poner en marcha un servicio de transporte colectivo común ante la falta de alternativas. Desde la asociación indicaron que se trataría de coordinar «un servicio conjunto entre las compañías interesadas» y con trabajadores que tengan horarios laborales y rutas de desplazamiento coincidentes. Al respecto tan solo pudo avanzar que la propuesta todavía se está analizando, ya que «hay que ver cómo se abordaría el coste y los incentivos fiscales que podría tener este nuevo servicio».

El estudio Smart Mobility se desarrolló en varias fases. En la primera, consistente en el análisis de la situación, se tomaron datos de las zonas de aparcamiento y de los ámbitos verdes existentes. Así, de los 1.835.000 metros cuadrados que ocupa el polígono de A Grela, 14.468 están ocupados actualmente por zonas ajardinadas, otros 4.340 por zonas arboladas y tan solo 18.798 metros cuadrados por plazas de aparcamiento. Los espacios restantes están reservados para vías públicas, servicios y las propias empresas.

Firvida explicó que este año también se realizará una auditoría sobre el estado de las aceras, viales y pasos de cebra. «Es verdad que se fueron arreglando algunas pero ahora mismo es una prioridad el asfaltado en las calles Gambrinus, Severo Ochoa y en la confluencia de Guttemberg con Isaac Peral, donde el firme está especialmente deteriorado», dijo. Esa auditoría incluirá un reportaje fotográfico que reflejará las carencias y deficiencias y «la necesidad de mejorar la iluminación en los pasos de cebra y de crear itinerarios peatonales con vías en buen estado». En todo caso, los responsables de la asociación Agrela apuntan a que todas las mejoras planteadas no se pueden abordar a costa de perder plazas de aparcamiento. «A Grela no se lo puede permitir en este momento», indicó la gerente de la agrupación de empresarios.

La Asociación pretende trabajar las propuestas que resulten en la Comisión Técnica de Polígonos, de la cual es coordinadora, y que depende de la Mesa de Movilidad del Ayuntamiento de A Coruña, constituida en enero del 2020. Indican que dado que parte de los problemas son comunes a Pocomaco, «es probable que alguna de las acciones podrían ser compartidas o de interés para nuestro polígono vecino, con el que mantenemos una estrecha relación».

Más buses, rutas peatonales y ciclistas seguras y uso compartido del coche particular

El objetivo a medio plazo del estudio Smart Mobility de Agrela es intentar reducir el número de vehículos particulares en los que únicamente viaje una persona, proporcionando alternativas, y con ello, conseguir una descongestión del tráfico presente en la zona, así como la reducción de emisiones de dióxido de carbono y de ruido, además de una mayor protección de las zonas destinadas a espacios verdes.

Los responsables de la asociación quisieron hacer partícipes a empresas y trabajadores en las posibles soluciones, por lo que también se recogieron datos a través de cuestionarios sobre propuestas de mejora. Con toda la información recabada, se estableció una serie de objetivos estratégicos. El primero consiste en lograr un mayor uso del transporte público; el segundo, favorecer la movilidad peatonal con rutas seguras; el tercero, promover el uso del coche compartido y la puesta en marcha de un transporte colectivo entre empresas. También se marcan como retos a conseguir un mayor uso de las bicicletas, la creación de aparcamientos disuasorios próximos al parque empresarial y la reducción de emisiones contaminantes a la atmósfera.

 Menos emisiones tóxicas

Sobre este último punto, el estudio Smart Mobility recoge que tan solo el 7,3 % de los vehículos de empresa son híbridos o eléctricos, aunque un 54,7 % de las empresas con flota mostraron su interés por ir, poco a poco, incorporado este tipo de vehículos que emiten menos gases contaminantes. Firvida indicó que logrando un descenso del 12 % de circulación de vehículos privados por el parque empresarial de A Grela se podría conseguir reducir las emisiones tóxicas a la atmósfera en casi 76,4 toneladas de dióxido de carbono al año.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El polígono de A Grela soporta cada día el tránsito de 15.400 vehículos