Tres informes retrasan las licencias para construir el poliducto de Repsol

Arteixo reclamará la documentación de Augas de Galicia, Diputación y Carreteras


Arteixo / la voz

Las licencias de obra que deben conceder los ayuntamientos de A Coruña y Arteixo para que Repsol pueda iniciar la construcción del poliducto se han atascado en los despachos. Y los trámites no avanzan porque ambos concellos todavía no han recibido tres de los informes sectoriales necesarios para dar luz verde al proyecto. En concreto, faltan el de la Demarcación de Carreteras (dependiente del Ministerio de Fomento), el de la Diputación coruñesa y el que elabora Augas de Galicia.

Desde Repsol insistieron en que ellos ya han entregado toda la documentación y que se encuentran a la espera de que los gobiernos locales les den permiso para iniciar los trabajos. Sin embargo, desde el Concello de Arteixo aclararon que los técnicos municipales no pueden informar sobre esa esperada licencia sin la documentación que deben remitir otras Administraciones afectadas. «Les remitiremos a Repsol un escrito informándoles de que faltan esos tres informes sectoriales. El hecho es que la licencia no se puede dar hasta que tengamos toda la documentación y que esos informes, a su vez, sean favorables». Recordaron que esos informes indicarán también si es preciso hacer alguna subsanación en el proyecto y que, por este motivo, las obras tendrán que esperar

Por su parte, Repsol confirmó que ya se ha ultimado la fase de expropiación de los terrenos por donde discurrirá el poliducto y que ya tienen el acta de ocupación desde el pasado mes de diciembre, «pero no se hará efectiva hasta tener la licencia de obra y adjudicar los trabajos», confirmaron. Explicaron también que el proyecto para la ejecución del poliducto es complejo y que se ejecutará en una única fase: «Esperaremos a tener las dos licencias, tanto la del Concello de Arteixo como la del Ayuntamiento de A Coruña, para adjudicar la ejecución del proyecto e iniciar los trabajos, ya que el plan de obra dependerá un poco de la propuesta que resulte elegida», indicaron desde Repsol. 

La demora en los plazos rebaja la indemnización que pagará el Puerto

Repsol invertirá cerca de 125 millones de euros en trasladar su actividad desde los muelles de San Diego al puerto exterior de punta Langosteira. Este dinero se invertirá en tres grandes infraestructuras: la construcción de un pantalán propio en las nuevas instalaciones portuarias, las reformas en la refinería para adaptar las nuevas canalizaciones y también el poliducto que llevará el combustible desde la refinería al puerto exterior y sus instalaciones auxiliares. Sin embargo, el plazo que había dado la Autoridad Portuaria para realizar este traslado ya se ha consumido. De hecho, se había fijado principios del 2018 como fecha tope para que las descargas de petróleo se hicieran ya en Langosteira. El hecho es que, a día de hoy, tan solo se ha iniciado la obra marina. En realidad, Repsol tiene la concesión del muelle de San Diego hasta el año 2027 y podría permanecer en el puerto coruñés hasta esa fecha. En todo caso, la Autoridad Portuaria se comprometió a través de un acuerdo firmado en el 2013 a abonar a la multinacional 24 millones de euros por adelantar su marcha a Langosteira. Los retrasos que se produzcan harán que la indemnización que tenga que pagar el Puerto sea cada año menor.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Tres informes retrasan las licencias para construir el poliducto de Repsol