Quince millones para obras en el aire tras el año de menor inversión

El gasto por habitante cayó a la mitad en el 2016 y bajó aún más en el ejercicio pasado


A Coruña / la voz

Durante los últimos siete meses, a pesar de haber adelantado el cobro del IBI, el gobierno local no ha sido capaz de pagar sus facturas en el plazo máximo de 30 días que marca la normativa estatal. Como consecuencia, 15,1 millones que no fueron gastados el año pasado e iban a dedicarse a inversiones podrían terminar en manos de la banca, ya que la ley da prioridad a la amortización de deudas cuando se incumple el plazo para satisfacerlas.

La pérdida de esas inversiones no es definitiva. El gobierno local podría cumplir el período de pago el mes que viene, lo que abriría la puerta a destinar los 15 millones a mejoras en la ciudad, aunque para ello será precisa la ayuda de la oposición en una retorcida maniobra administrativa que se desarrollará contrarreloj. El PSOE ya se ha mostrado abierto a colaborar en aras del «interés de la ciudad», en palabras de su portavoz, José Manuel García. Incluso a pesar de que la concejala de Facenda, María Eugenia Vieito, ha hecho a la oposición corresponsable de lo ocurrido.

En caso de que la maniobra sea posible, para ello el gobierno local deberá cumplir al fin los plazos de pago de facturas, y pueda salir adelante en el plazo máximo, el Ayuntamiento podrá dar uso a esos 15,1 millones, que suponen solo una fracción de los 61 millones que quedaron sin uso en el 2017, de acuerdo a los datos de la liquidación de ese ejercicio.

Si finalmente no es posible destinar esos fondos a mejoras urbanas, la cifra solo empeorará los datos del 2017, el año de menor inversión municipal del mandato.

Según los indicadores presupuestarios de la cuenta general, aprobada recientemente por el gobierno local, a pesar de que debía estar lista antes del 1 de junio, durante el año pasado el Ayuntamiento invirtió 71,92 euros por habitante. La cifra es incluso más baja que en el 2016, cuando ascendió a 74,52 euros. Ambas cantidades contrastan con la inversión por habitante del 2015, cuando se alcanzaron los 155,36 euros.

Aunque las inversiones por vecino han bajado, el gasto por habitante se ha incrementado. Pasó de casi 886 euros en el 2016 a poco menos de 932 euros el año pasado. Esas cifras indican que la Administración local dedica cada vez más dinero a mantener su propia estructura, personal y programas, pero menos a nuevos proyectos y obras en la ciudad.

También baja el superávit

Esas circunstancias también explican que, a pesar de la caída de esos capítulos, el superávit haya descendido en el mismo período. El 2016 se cerró con 112,76 euros por ciudadano, mientras que el 2017 acabó con un superávit de 78 euros por vecino.

Pese al fuerte bajón del gasto en inversiones en el 2016, y de que esa tendencia no se corrigió en el 2017, el gobierno local ha centrado sus críticas en la Xunta, a la que ha acusado en reiteradas ocasiones de «desprezo» a la ciudad por considerar que su gasto en la urbe es insuficiente.

El bajo nivel de gasto provocó múltiples quejas de la oposición y de los constructores, que desde el 2016 advierten de las consecuencias negativas para el empleo y el mantenimiento de las infraestructuras de la ciudad que está desencadenando la caída del gasto en obras públicas.

En los dos ejercicios anteriores, el gobierno local atribuyó la baja ejecución presupuestaria a la tardía aprobación de las cuentas, por lo que acusó a la oposición de «bloqueo» a la ciudad. Este año, el PSOE ofreció su apoyo casi sin condiciones desde el primer momento, con el fin de desmontar lo que consideraban una «excusa» de la Marea. Pese a ello, el gobierno local no logró tramitar las cuentas a tiempo, aunque el retraso fue mucho menor que en el 2016 y el 2017. Con todo, a 12 de septiembre el gobierno local tenía sin gastar 123,8 millones de un total de 246,8.

Una de las áreas en la que menos se había gastado era la de subvenciones a familias y asociaciones, con solo 4 de los 16 millones previstos invertidos por esas fechas. Precisamente ayer, el gobierno local anunció la concesión de ayudas a 42 entidades sin ánimo de lucro para 77 actividades vinculadas a la promoción y el fomento de las actividades deportivas. Las citadas subvenciones suman 120.000 euros, y cada entidad podrá recibir un máximo de 4.000 euros.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Quince millones para obras en el aire tras el año de menor inversión