Naturgy reclama a un cliente 44 facturas de otro ya fallecido

La compañía reconoce que la deuda se debe a un error en un recibo inicial, que debería ser de abono y no de cobro


a coruña / la voz

El lío burocrático con Fenosa -ahora Naturgy- en el que lleva atrapado desde hace tres años Juan José Alvite le ha llevado a pasar del asombro a la indignación hasta tomárselo en la actualidad «con paciencia e humor».

A finales del 2015, casi diez años después de haberse comprado una casa en Guísamo en la que no vive nadie, recibió dos facturas por consumo de luz que rondaban los mil euros. «Enviáronme dous recibos, un de seiscentos e pico e outro de trescentos e pico euros que devolvín porque era imposible que se correspondesen co consumo da casa», explica.

La siguiente semana la sorpresa fue mayor cuando recibió 34 facturas por distintos importes que superaban, algunas con creces, los cien euros. Tras cancelar el cobro en el banco acudió a Consumo y a la oficina de atención al cliente de la compañía eléctrica para que le explicasen cómo y a qué se debían esos gastos. «As facturas estaban a nome do antigo propietario da casa, que morreu hai vinte anos, pero dicíanme que a reclamación tíñaa que facer el», comenta con resignación. Durante el proceso de reclamaciones, ya en el 2017, Alvite recibió un ingreso de 2.141 euros. «A carta explicaba que se trataba dun saldo favorable tras revisar os consumos da casa. Pero non entendo como poden reclamar e pagarme ao mesmo tempo», argumenta.

44 facturas en un mes

Hace unos meses el proceso se repitió. Cuarenta y cuatro facturas pendientes de pago, algunas desde el 2010, frente a una devolución de 107 euros. «Isto é un auténtico sen sentido», razona. A lo largo de este año consiguió poner el contrato a su nombre «e as facturas actuais comezaron a ser normais, de 17, 25 ou 30 euros. O que debería ser para unha casa na que non se vive e só ten un motor dun pozo de medio cabalo».

Juan José Alvite tiene orden en el banco de no pagar estas facturas, salvo las que considera que sí se corresponden con su consumo, y que paga religiosamente a través de cajero automático. A la pérdida de tiempo que le supone proceder de este modo todo los meses se le suman las continuas llamadas de una empresa de cobro de morosos que le amenaza con cortarle el suministro o llevarlo a juicio. «Se algún día vou a xuízo, lévolle encantado as facturas ao xuíz e a ver que opina», esgrime con ironía.

Naturgy contactó esta semana con él para tratar de «buscar una solución satisfactoria» y explicarle que la deuda se corresponde con un error en una factura inicial, que debería ser de abono y no de cobro. Alvite solicitó a la compañía que le remita todos los recibos desde el momento en que adquirió la casa para estudiarlos y aclarar qué debe y qué no debe pagar. «Cando teña todo claro, farei o abono, e senón me convence seguirei actuando igual porque non pagarei nada que non me corresponda», sentencia.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Naturgy reclama a un cliente 44 facturas de otro ya fallecido