«No necesita el mismo curso un futbolista que un universitario»

La responsable de Cambridge trae a la ciudad un programa de aprendizaje de inglés a la medida


A Coruña / La voz

Agnieszka Januszkiewicz presenta en la ciudad los programas de Stafford House, una filial del grupo Cambridge con centros en Reino Unido, EE. UU. y Canadá especializada en la enseñanza de inglés a medida. Instituciones como la Universidad de Yale o la London School of Economics colaboran en los cursos.

-¿Qué los distingue del resto de empresas?

-Nosotros tenemos toda la infraestructura, 60 residencias y diez escuelas propias, con 20 académicos y un equipo de profesores cada una, que nos permiten hacer una selección muy exigente y ofrecer precios que nadie puede dar. No dependemos de un acuerdo con un colegio al que enviar a los niños en verano, un colegio que casi nunca está especializado en inglés y al que llegan 20 niños españoles que lógicamente hablarán en español.

-¿Qué ofrecen entonces?

-Adaptamos los programas a cada persona y tratamos de ofrecer excelencia y un abordaje global. Cubrimos todo. No es lo mismo un futbolista que necesita un aprendizaje intensivo de inglés y al mismo tiempo un entrenador de élite que un joven que quiere entrar en la universidad para estudiar medicina y necesita aprender inglés específico y pasar examen, o un niño de 10 años en vacaciones del que te tienes que responsabilizar y que necesita actividades todo el día, o un estudiante al que le interese completar la formación con prácticas en una empresa.

-¿De qué países reciben más estudiantes?

-Tailandia, Suiza, Brasil, Arabia Saudí, Corea... Depende del centro y del programa.

-¿En cuánto tiempo adquiere fluidez un español medio?

-Si parte de cero, en cinco meses intensivos es competente.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

«No necesita el mismo curso un futbolista que un universitario»