Linces Pop: «Cantábamos temas lentos que permitían cortejar a las damas»

El guitarrista de Linces Pop, la banda de los 60, reconoce que poder grabar un disco les permitió cumplir un sueño

Chema Ríos, arriba a la derecha, en una foto antigua.
Chema Ríos, arriba a la derecha, en una foto antigua.

A Coruña

Casi medio siglo después de decir adiós a los Linces Pop, la banda coruñesa regresa a los escenarios para presentar Lo que el viento no se llevó, el disco que no pudeiron grabar en 1971 y que lo hacen ahora. El sábado lo presentará en el Playa Club (23.00 horas, 6 euros) junto a Los Chavales .

-¿Qué les ha llevado a grabar un disco 45 años después de haberse disuelto?

-Cuando éramos unos adolescentes, nuestra sueño era grabar un disco. Tuvimos oportunidad de hacerlo con un sello denominado Belter, pero estaba radicado en Madrid. Hay que ubicarse en las circunstancias de aquellos tiempos. Ahora es fácil desplazarse, a finales de los sesenta era complicado y además éramos menores de edad. La ilusión de cumplir un sueño es lo que inyecta de energía cualquier proyecto en la vida y eso es lo que nos ha pasado a nosotros a estas alturas. Decidimos grabar ya. En el grupo hay abogados, médicos y empresarios que vivimos en localidades diferentes pero no ha sido óbice para reunirnos algún fin de semana.

-En el disco se incluyen versiones de los Rolling Stones, Bee Gees y otros. ¿Por qué? ¿No tenían temas propios?

-Teníamos composiciones propias, pero de nuevo nos tenemos que situar en la época. Actuábamos casi todos los fines de semana y queríamos quedar bien ante el público que acudía en masa a los bailes con las piezas que sonaban en la radio. En ese sentido éramos un poco «caguetas» y no nos atrevíamos a arriesgar con temas propios que nadie conocía y que considerábamos no estaban a la altura. Es por eso que dábamos prioridad a interpretar temas de Rolling Stones o  Led Zeppelin a los que considerábamos nuestros «negros» de las composiciones... Eso sí, procurábamos hacerlas con nuestro filtro garagero santiagués y en idioma español a ser posible. Las letras inglesas las pronunciábamos en Camelof, expresión que inventamos porque leíamos textualmente el sonido del inglés que no conocíamos. Por ejemplo, en You make feel so good, escribíamos «yu meikmi fil so gud» y tirábamos para adelante cheos de razón. Habíamos estudiado todos francés.

-¿Cómo reaccionaba la gente en los años sesenta ante un grupo como el suyo?

-Con cierta sorpresa y también con cariño, pues éramos muy jóvenes. Santiago, que era donde más tocábamos, era también una ciudad con nivel cultural alto y nunca tuvimos problemas por llevar el pelo algo largo. Después teníamos fans, admiradoras sobretodo, que nos trataban con el decoro propio de la época. También aprovechábamos esta circunstancia para organizar guateques en el local de ensayo situado en el desván del numero 54 de la calle Calderería de Santiago, donde procurábamos que sonasen en el tocadiscos temas de Adamo, pues cantaba canciones lentas que permitían un cortejo más fluido con las damas.

-¿Qué modelos tenían a seguir entonces?

-Los modelos que seguíamos eran los Rolling Stones, The Beatles,... porque además era los que más ligaban. Creíamos que así podríamos hacerlo nosotros de manera más fácil. Estábamos en una edad de ebullición hormonal importante.

-En el concierto del Playa Club estarán acompañados de Manquiña. ¿Qué relación tienen con ustedes?

-Manquiña es de nuestra generación y nos sentimos totalmente identificados con él y él con nosotros. Tenemos actualmente una enriquecedora simbiosis, y además de conducir el espectáculo con una gracia que se cae todo el mundo de risa, canta de manera muy auténtica, con su alma de actor, showman y roquero.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Linces Pop: «Cantábamos temas lentos que permitían cortejar a las damas»