«En el 'soul' si no hay desnudez la gente no conecta contigo»

Nueve amantes de la música negra han formado Black, una banda de versiones de «soul» que debuta la semana que viene

.Iria Mejuto al frente de Black
Iria Mejuto al frente de Black

Había grupos en la ciudad tributando al rock n' roll clásico y al country. También Haciendo clásicos de los sesenta o repertorios de AC/DC o The Rolling Stones. Pero nadie se atrevía con el soul. Para eso llegan Black, una súper banda formada por ilustres de la música local, como Richi Rozas (guitarra), Anxo Seco (teclados), Jose García (saxo tenor), Wilson Ortega (trompeta), Adrián Seijas (batería), Jorge Quesada (bajo) e Iria Mejuto (voz). El próximo 23 de diciembre se presentan a lo grande (Mardi Gras, 21.00 horas, entrada anticipada 6 euros y 8 en taquilla). Los acompañarán como artistas invitados Marian Ledesma, Lucía Veiga y Xose Lois Romero

-¿Qué soul van a hacer, solo clásico o también Amy Winehouse?

-No, de todo. Nosotros vamos a hacer música negra. Desde cosas antiguas como el Georgia On My Mind de Ray Charles al Rolling in the Deep de Adele. O cosas de Amy Winehouse, Duffy o Beyoncé. Los clásicos son buenos, pero no siempre lo mejor.

-¿Había un hueco para ustedes?

-Sí, hay un nicho de mercado ahí. No es algo que elijas. Llegas ahí. Yo cantaba soul de niña. Es lo que tengo dentro.

-¿Tienen pensado ser banda residente en algún local?

-No, nosotros lo que queremos es hacer un dosier y abrirnos a tocar para ayuntamientos, cenas en hoteles... de todo. Antes, solo íbamos como dúo o trío y nos llamaban para cócteles. Esto ya puede ir a cosas más grandes.

-Y la facilidad que tiene el género que, con vientos, entra a la primera. ¿Lo ven?

-Es algo gracioso. A nosotros nos viene a ver gente de veinte años que les mola esto por el rollito Amy. Pero luego nos viene gente mayor, que les encanta porque son canciones que conocen.

-¿Fue Amy Winehouse la que resucitó el género?

-Yo no creo que llegase a morir nunca. Ella hizo una personalización. A mí ella me parece una gran intérprete y una letrista brillante. Para mí es imprescindible lo que estoy diciendo. Ella habla del desamor desgarrado desde un formato muy realista. Pero, bueno, Beyoncé es un cañonazo en escena. O Adele, que te toca la fibra.

-¿Le gusta cantar al desamor?

-Me encanta. Y, además, todo el mundo lo entiende. Esta música con alma necesita que cuando la cantes pongas algo de ti. En el soul hay mucha desnudez. Si no la hay la gente no conecta contigo. Hay letras que cuando las canto pienso en personas determinadas. Pero lo agradezco [risas].

-Pasan del cóctel a la noche. Imagino que será un repertorio de romper las caderas.

-Sí, escogimos el repertorio más movido de la versión cóctel y le añadimos otras más potentes

-¿Podremos ver en el escenario un recopilatorio tipo «Lo mejor del soul»?

-Sí, cuando me regalaron esa cinta de pequeña recuerdo que empezaba con Sittin in the Dock of the Bay de Otis Redding. Mi sensación fue de descubrir algo increíble. Ahora siento algo parecido con el grupo.

-¿Acabará esto como The Commitments?

-[se ríe] No sabemos. Hay que dejar que la vida traiga cosas y luego se verá.

Votación
3 votos
Comentarios

«En el 'soul' si no hay desnudez la gente no conecta contigo»