El profesor que pasó de cero a diez a velocidad de vértigo

La Voz

El hombre de la camisa de cuadros es el hombre del momento. Hace un año el nombre de Xulio Ferreiro poco decía en la ciudad más allá de algunos círculos: el de la universidad en la que trabaja -la de A Coruña- como profesor de Derecho Procesal desde el año 2012, y el de los cercanos al nacionalismo y sindicalismo con los que se estrenó en política antes de dar el paso a los movimientos sociales.

Se crio en los Mallos y recorrió en su vida otros barrios de la ciudad, como el Martinete, Eirís y la Gaiteira, donde vive en la actualidad. Casado y con dos hijos, nada tiene que ver su perfil con el de los políticos profesionales al uso. Es más, parece humano. De los que llevan a sus hijos al cole y van a la compra, de los que toman vinos con los amigos por el barrio.

Estudió en el Calasanz y después en la Universidade da Coruña, donde se licenció en Derecho en 1997 para doctorarse, también allí, en el 2002. Diez años después conseguía la plaza en la universidad coruñesa y entraba a trabajar como magistrado suplente en la Audiencia Provincial de Lugo.

Ese puesto lo dejó cuando se metió en la vorágine de la Marea, primero en los procesos de primarias y después en una campaña que lo dejó convertido en un peso pluma, un perfil de esos en los que se nota el nervio, de los que no cejan hasta conseguir su objetivo. La primera de las metas está conseguida con creces. Seguidor del Deportivo y con carné desde hace 22 años, socio de general y fiel al estadio, no logró acertar su propia quiniela.

Preguntado unos días antes de las elecciones le otorgaba once escaños al PP y se anotaba nueve. Falló, porque la Marea sacó diez con una campaña basada en ofrecer honestidad, más participación ciudadana y en centrarse en las personas.

En ellas se ha centrado también en sus trabajos académicos sobre los derechos civiles y sociales, la mejora de la protección a las víctimas de violencia machista y los que se oponían a la privatización de la universidad o al Plan Bolonia. O con charlas sobre el procesamiento de Pinochet o estudios sobre el juicio a Curros Enríquez. El viernes pasado Ada Colau y Pablo Iglesias, entre otros, le felicitaron. El hombre de la camisa de cuadros, ahora ya bien conocido, encara nuevo reto: gobernar A Coruña.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos
Comentarios

El profesor que pasó de cero a diez a velocidad de vértigo