Gevauda, broche final a una temporada muy positiva

El corredor coruñés viene de correr en China, Portugal y Burgos

P. G.
a coruña / la voz

El ciclista Pablo Torres (A Coruña, 1987) está a punto de finalizar una de sus temporadas más positivas. China, Portugal y Burgos son las últimas metas que cruzó el corredor del Burgos BH Pro Cycling Team.

El pasado mes de julio se aventuró a participar en la Tour of Qinghai Lake del país asiático, una dura carrera de trece días con recorridos interminables, grandes altitudes y en la que finalizar la prueba ya era toda una hazaña.

La dureza china fue la preparación perfecta para que Pablo Torres se luciera en Portugal. «Sabía que tanto yo como todo el equipo llegábamos muy fuertes a la Volta a Portugal. El objetivo era disputar la ronda e, individualmente, luchar por alguna etapa», explica el ciclista. Y así lo hizo. En la primera etapa, el coruñés se adueñó del maillot de líder de la montaña. «Intenté mantener ese primer puesto y volví a intentar la escapada en la siguiente etapa. Pero los ciclistas portugueses se desenvuelven muy bien sobre su terreno y no lo conseguí», apunta el corredor, que destaca que en la ronda lusa «el equipo se hizo visible e hizo un gran trabajo para que un compañero pudiese llevarse la victoria en dos etapas».

Torres acaba de finalizar la Vuelta a Burgos, su cita más importante del año. «Cogí la fuga en la segunda y tercera etapas», apunta el ciclista, con la cabeza ya puesta en el último reto de la temporada. Será el 27 en el Tour de Gevaudan (Francia).

A partir de ahí es todo una incógnita. «Conseguir fichar por un equipo de élite es muy complicado y a estos niveles la renovaciones son por un año. Si Burgos me propone quedarme estaré encantado de estar un año más», afirma el coruñés.

pablo torres ciclista

Votación
0 votos

Gevauda, broche final a una temporada muy positiva