El centro Ágora como residencia artística


El 10 de mayo se estrena en el Teatro Rosalía de Castro la obra Gharbo, una coproducción de la compañía Contra 2 y el Centro Coreográfico Galego. Ayer tuve la oportunidad de hablar con Nelson Quinteiro, director de este montaje que pasará a la historia por ser el primero en utilizar el centro Ágora como residencia artística gracias a la colaboración de la Concejalía de Cultura. «Es fundamental probar luces, sonorización... antes del estreno para no ir vendido y por eso utilizamos esta instalación como residencia durante tres días. Lo ideal sería tener una fija, pero...», apunta Nelson. Dice que el nombre de la obra lo llevaban barajando desde hace tiempo porque, entre otras cosas, hace referencia a la gracia en los movimientos. Como el bailarín principal, Iván Villar, es de Cee y lo dice con geada, por eso decidieron incluir la hache en el título. La verdad es que tienen mucho que ensayar porque se trata de un espectáculo de danza con música en directo. «Son melodías tradicionales con otro tipo de arreglos e incluimos canciones sobre la tierra, el mar, la emigración», comenta. En este ambicioso proyecto participan músicos como Suso Vaamonde, Xosé Lois Romero o Ricardo Rozas. «Es un dream team», asegura Quinteiro.

El Día del Párkinson

Me impresionó lo que manifestaba ayer Ana Vidal, madre de la actriz María Pujalte, en este periódico: «la crisis nos ha dejado indefensos». Lo dice la presidenta de Párkinson-Coruña, que depende de las ayudas públicas para poder desarrollar su impresionante labor de apoyo a enfermos y familiares. Ayer se celebró en el centro cívico de los Mallos una gala presentada por Paco Mivida y en la que participaron la Asociación Cultural Teatro Finisterrae y Teatro del Andamio, Xacarandaina, el grupo de baile O Rodicio y el grupo de pandereteiras Chuchamel. El alcalde, Carlos Negreira, acudió a la cita.

Cócteles mañaneros

Ahí tienen a Pablo Mosquera en pleno proceso de elaboración de cócteles en Makro. Esta firma celebra una Feria de Hostelería orientada a pequeñas y medianas empresas del sector. «Durante tres semanas habrá promociones, degustaciones, catas, clases magistrales...», apuntan desde la empresa, que celebra su 40.º aniversario.

Votación
6 votos

El centro Ágora como residencia artística