Abarrote musical en la comarca

El venezolano Carlos Baute provocó la histeria femenina en su actuación dentro de las fiestas de Betanzos


A Coruña y su área metropolitana está en fiestas. Y, fuegos artificiales aparte, nada mejor que la música simboliza ese ambiente en el que los vecinos se echan a la calle y estiran sus horarios más allá de la medianoche. Música variada, de todos los estilos, que pretende engatusar a todas las edades y públicos para dibujarles una sonrisa antes de que septiembre ponga todo en su sitio y se restaure la normalidad.

A las 21.30, María Pita volvió a convertirse en un auditorio de música clásica al aire libre. Tal y como ocurrió el viernes, la respuesta de los amantes de la música clásica fue total: ni una silla de las dispuestas frente al Ayuntamiento quedó vacía. Hubo abarrote. En esta ocasión, el programa fue variado. Si en la comparecencia del día anterior las composiciones de Felix Mendelssohn fueron las protagonistas, ayer el listado de piezas recurrió a la variedad. En los pentagramas que leyeron los músicos se sucedieron obras de Baudot, Santiago Lope, Roig, Antonio Álvarez, Nacho Cano, Toni Parera y Ruperto Chap.

El público se dejó llevar por el embrujo de la música y obsequió con constantes aplausos el recital.

Folk en Guísamo

A la misma hora los devotos de la música folk se acercaron a Guísamo. Varios cientos de personas llegadas de diferentes lugares de Galicia se dieron cita en la décima edición del tradicional festival folk de la localidad. La mayoría acudieron atraídos por la comparecencia de los franceses Gwendal, uno de los clásicos de la música celta. Para los seguidores del folk, Gwendal son el equivalente francés a lo que aquí son Milladoiro. No defraudaron a sus seguidores que disfrutaron de lo lindo con su actuación.

Además de Gwendal, también tocaron Ca Lúa y Triquel. En la zona, los veteranos afirmaban que esta era una de las mejores ediciones de toda la historia de un festival que no se agotó en lo musical. Desde primer hora de la tarde las actividades se multiplicaron en el pueblo. Talleres de ecologismo, globoflexia y maquillaje por un lado. Demostración de juegos populares y animación infantil por otro, lo cierto es que el ambiente de fiesta reinó durante toda la jornada en Guísamo.

Huracán Baute

El otro vértice del triángulo festivo de la comarca estaba situado en Betanzos. A la medianoche, salió a escena en la plaza de los García Naveira el venezolano Carlos Baute, que cumplía así una nueva fecha de la gira Elígeme 2009, una de las más exitosas de este verano.

Aunque acudió sin el acompañamiento de Marta Sánchez, con quien interpreta una de las canciones de este verano, Colgado en tus manos, logró que miles de personas se acercasen a ver su actuación. El público, mayoritariamente integrado por mujeres, disfrutó de lo lindo ante los contorneos y las insinuaciones de un Baute que explotó todo su atractivo físico para el deleite de sus fans.

Todo ello, dentro de un somero repaso por lo más granado de su discografía, provocó la histeria latina en una plaza en la que no cabía ni un alfiler.

Pero, entonces, aún existía un cuarto punto caliente. Al cierre de esta edición los vallisoletanos Celtas Cortos tenían previsto arrancar su actuación en Sobrados dos Monxes. Allí los esperaban cientos de fans.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos

Abarrote musical en la comarca