El primer proyecto científico gallego de micromecenazgo, lejos de cumplir el objetivo

Una investigación para tratar el cáncer necesita 13.000 euros de un total de 25.000, a falta de siete días para acabar el plazo


Trece mil euros. Es la cantidad que aún falta para alcanzar el objetivo óptimo del proyecto Ayúdanos a entender el lenguaje celular y su implicación en enfermedades, el primero surgido en Galicia que aspira a ser financiado mediante colaboración ciudadana a través de la plataforma de micromecenazgo Precipita, impulsada por la Fundación Española de Ciencia y Cultura (Fecyt) para ayudar a los científicos a realizar sus investigaciones, un modelo de gran tradición en los países anglosajones.

El proyecto, impulsado por el Grupo de Investigación Traslacional en Comunicación y Señalización Celular del Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña (Chuac) y del Instituto de Investigaciones Biomédicas (Inibic), pretende descifrar procesos clave en la comunicación celular que puedan ayudar al tratamiento de distintos tipos de cáncer, como el melanoma y el tumor de mama, o a enfermedades como la artrosis y la psoriasis. La iniciativa fue presentada ayer en el Museo Nacional de Ciencia y Tecnología (Muncyt) de A Coruña dentro de unas jornadas sobre investigación biomédica en las que también se dio a conocer la plataforma Precipita.

Éxito, pese a todo

Las donaciones se pueden realizar a través de la web www.precipita.es y, para el caso del proyecto gallego, solo faltan siete días para lograr el objetivo de alcanzar 25.000 euros. En los más de dos meses en los que la iniciativa estuvo abierta al público se consiguieron 12.000 euros, dinero que aunque está lejos del objetivo marcado sí ayudará a los científicos a continuar con su investigación. De hecho, y frente a lo que pueda parecer, la convocatoria surgida en Galicia es una de las más exitosas en los casi dos años de vida de la plataforma Precipita, en la que se han movilizado, en conjunto, más de 2.000 donaciones y se han obtenido más de 200.000 euros.

«La experiencia nos está resultando muy positiva y también es muy importante el hecho de que nos está dando visibilidad», explica María Dolores Mayán Santos, la impulsora de la iniciativa gallega. «Recibimos donaciones de toda España», dijo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

El primer proyecto científico gallego de micromecenazgo, lejos de cumplir el objetivo