«¿Volver a Galicia a investigar?, de momento no me planteo nada»

El químico lucense ha ganado el premio Jaime I de investigación básica


redacción / la voz

El químico lucense Luis Liz Marzán, uno de los científicos gallegos de mayor prestigio internacional, parece un coleccionista de premios. Ha ganado, entre otros, el de la Real Sociedad Española de Química; el DuPont de la Ciencia, Burdinola o el Humboldt, uno de los más importantes de Europa, una lista a la que ahora hay que añadir el Jaime I en la categoría de Investigación Básica, fallado ayer en Valencia y que concede un jurado integrado por más de veinte premios Nobel, lo que denota la importancia de un reconocimiento dotado con 100.000 euros. Liz Marzán, el primer gallego en acceder al elitista programa Advanced Grant del Consejo Europeo de Investigación, con una financiación de 2,3 millones de euros, lleva tres años trabajando en San Sebastián, adonde llegó desde la Universidade de Vigo, con la que mantiene la colaboración, después de aceptar la oferta del Gobierno vasco para dirigir el Centro de Investigación Cooperativa en Biomateriales CIC BiomaGune, al que aspira a convertir en una referencia mundial. Él ya es uno de los líderes internacionales y pionero en el estudio de la síntesis, caracterización y aplicaciones de las nanopartículas metálicas. Gracias a su trabajo se podrá algún día, por ejemplo, detectar a tiempo un cáncer con una muestra de sangre.

-Usted ha ganado ya muchos premios, pero en este el jurado está formado por 20 premios Nobel. ¿Se lo esperaba?

-Llevaba tiempo nominado y en algún momento podía ser, pero esperar no lo esperaba. La gran satisfacción es que te tengan en cuenta, no puedo quejarme.

-Usted trabaja ahora en un proyecto para detectar el cáncer en un análisis de sangre de forma temprana. ¿Será posible?

-Es un proyecto de colaboración con dos institutos de San Sebastián, pero aún necesita mucho recorrido. Hemos diseñado un sistema que amplifica la señal para el reconocimiento de marcadores de la enfermedad en sangre. Su aplicación es de diagnóstico, porque una identificación a tiempo permite aplicar terapias más eficaces. Pero habrá que esperar.

-También trabaja en averiguar cómo se comunican las bacterias y su implicación en las infecciones. ¿Cómo lo llevan?

-Hemos progresado bastante y tenemos resultados recién salidos del horno. Podemos demostrar que las moléculas que fabricamos sirven para estudiar este tipo de sistemas.

-¿Se ha planteado volver a investigar en Galicia?

-¿Volver a Galicia? De momento no me planteo nada. Estoy a gusto donde estoy. Mi objetivo es que el centro que dirijo destaque más de lo que lo ha hecho hasta el momento y convertirlo en un instituto de referencia internacional.

-Ya, pero si lo tientan con una buena oferta.

-Si llega algún tipo de oferta se estudiaría, pero si es de Galicia como de cualquier otro sitio. Pero insisto, de momento no me planteo nada.

«Hay grupos que han parado por completo por falta de fondos»

Luis Liz Marzán forjó su prestigio en la Universidade de Vigo, donde dirigió el grupo de Química Coloidal, pero esta proyección no solo no se ha detenido en San Sebastián, sino que su trabajo está logrando incluso un impulso mayor medido en publicaciones científicas y reconocimiento mundial.

-¿Podría decirse que está pasando por un momento dulce?

-La verdad es que lo que define el momento dulce o no es cómo avanzan las investigaciones y que tu grupo funcione. Yo nunca dije que en Vigo me faltaran medios a mi disposición, pero aquí es otra forma de hacer las cosas. De alguna forma se eliminan las trabas de tipo burocrático, es una forma de funcionar mucho más orientada a la investigación.

-A usted, pese a la crisis, tampoco le falta financiación.

-Para mantener la actividad investigadora no hay problema. El problema surge a la hora de acceder a las mejores infraestructuras y técnicas, que sí utilizan nuestros competidores directos, pero que en estos momentos de crisis es más complicado llegar a ellas.

-Ya, pero quienes de verdad tienen problemas por los recortes son los grupos más modestos.

-Sí creo que hay que dar una mayor financiación a los grupos que tengan un mayor impacto, pero lo que no puedes hacer es ahogar a otros que, aún siendo más modestos, tienen una actividad continuada. Hay grupos que tienen que parar por completo la investigación por falta de fondos , y eso es algo que antes o después lo acabaremos pagando todos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos
Tags
Comentarios

«¿Volver a Galicia a investigar?, de momento no me planteo nada»