El Lugo más romo en 20 años

CDLUGO

LOF

No presentaba una cifra de goles a favor tan baja a estas alturas de liga desde la temporada 2000-2001, cuando evitó sobre la campana el descenso a Tercera

13 abr 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

En Mallorca quedaron de nuevo al descubierto las penurias que han empujado al Lugo al precipicio. Una defensa de barro y un ataque sin pólvora. Mantener la portería a cero es un calvario, lo ha conseguido solo en dos ocasiones en los once últimos partidos —ante el Fuenlabrada y el Castellón—, mientras que batir la meta contraria se convierte en un empresa todavía más difícil para el conjunto albivermello, que desde que Luis César tomó el relevo de Nafti no ha podido marcar más que dos tantos en 630 minutos de juego. Su pobre registro de goles a favor (29) después de 34 jornadas lo convierte en el cuarto peor equipo de Segunda en esta faceta, solo por delante del Albacete (21), el Alcorcón (22) y el Logroñés (25), y en el Lugo más inofensivo de los últimos 20 años.

Hay que viajar en el tiempo hasta principios de siglo para encontrar un equipo rojiblanco con tan poca pegada. La cifra goleadora a estas alturas era idéntica a la de hoy en la temporada 2000-2001, en la que el grupo patroneado por Julio Díaz se afanaba por seguir en Segunda B con una plantilla cargada de canteranos (Martín Murado, Iván Campos, Miguilla, Carlos Álvarez...), con Gelucho y Murado como máximos realizadores con 5 dianas cada uno, y que evitó el descenso en el último partido ganando al San Sebastián de los Reyes.

Retrocediendo todavía más en el tiempo se puede encontrar un Lugo con la pólvora aún más mojada. Ocurrió en la campaña 1992-1993, cuando acabó antepenúltimo, por delante del Sestao y el Sabadell, a siete puntos de la permanencia. En la jornada 34 presentaban 22 goles y en las cuatro restantes solo anotó uno más.