Los aerogeneradores toman viento

La Costa da Morte fue pionera en Galicia en la implantación de los parques eólicos, inundando el paisaje de molinos, y ahora lo es en su desaparición, con otros nuevos


carballo / la voz

El de los aerogeneradores es un camino de ida y vuelta en la Costa da Morte que ha durado en torno a 20 años, algo más en algunos casos, y menos, en otros. La comarca fue pionera en Galicia en la llegada de molinos, y ahora lo es en su marcha. No del todo: en su lugar habrá otros mucho más grandes y potentes, pero también en muy inferior cantidad. Además, los cambios ahora van en serio, tras tantos anuncios, a veces casi especulativos, en los últimos quince años.

El Diario Oficial de Galicia publicó ayer la declaración de utilidad pública y urgente ocupación para los próximos cambios que habrá en los parques de Corme y de Zas. El primero, instalado por la desaparecida Desa en el 2000, cerca de O Roncudo, tiene 62 molinos. Se desmontarán y en su lugar habrá 7. Enormes: 93 metros hasta el buje, y un diámetro de rotor de 114, con una potencia de 2,6 megavatios (los actuales son solo de 0,3). La obra costará más de 18 millones de euros.

El de Zas, que comparte territorio con Santa Comba, también lo instaló Desa hace 20 años, y ahora EDP, al igual que en Corme, lo transformará, al pasar de los 81 molinos actuales a los 10 que está previsto colocar. Con la misma potencia y envergadura que los de Corme. Este parque es el más elevado de la comarca, y el que mejor se divisa desde las tierras de Bergantiños, Soneira, Fisterra y parte de Xallas. Forma ya parte del paisaje, como todos los demás, que necesariamente mudará.

En los dos casos se mantienen las subestaciones eléctricas ya existentes (lo mismo que la potencia total instalada), aunque se añaden torres meteorológicas de 93 metros.

Las otras variaciones en los parques de la zona ocurrieron en Camariñas y Malpica. En el primer caso, en Vilán, técnicamente en el parque de Cabo Vilano (así se denominó la primera fase, la más cercana al faro), al pasar de 22 molinos a dos, con una inversión de Fenosa de 6,2 millones de euros.

El ejemplo más reciente es el de Malpica, con la sustitución de 67 aerogeneradores por solo 7. La transformación fue inaugurada por Feijoo hace dos meses. Como en los parques de Zas y Corme, son máquinas de casi 100 metros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Los aerogeneradores toman viento