Carballo / La Voz

No se lo creía ni ella: cuando terminaron las votaciones a mano alzada y Mónica Rodríguez cayó en la cuenta de que, al no haber mayorías, el peso de la alcaldía recaería sobre ella, su cara lo dijo todo. Tanto se había hablado en los últimos días de un acuerdo entre Adiante Vimianzo y Partido Popular que los socialistas parecían haber dado por perdida la alcaldía, pese a ser la lista más votada en las pasadas elecciones.

Una abarrotada Casa da Cultura dio cuenta ayer del cambio político de Vimianzo, aunque no del color que se barajaba. Tras la constitución de la mesa de edad, y después de que los trece concejales prometiesen su cargo (ninguno utilizó la fórmula del juramento), los líderes de los tres partidos con representación en la nueva corporación presentaron su candidatura para ocupar el puesto de alcalde. Algo que, entre el público, alimentó aún más las sospechas de un acuerdo: «Isto xa está feito, senón, para que se presenta a do PP, se só ten dous?», se escuchaba.

Sin embargo todos se votaron a sí mismos, por lo que al no alcanzar ninguna candidatura la mayoría absoluta, finalmente fue la socialista Mónica Rodríguez la destinataria del tan ansiado bastón de mando. Se levantó a prometer su nuevo cargo ante la atenta mirada de su tío, el exalcalde Alejandro Rodríguez, que estaba sentado en primera fila. No fue la edila de mayor edad -María Jesús Barbeira- la encargada de entregarle el bastón, sino el propio Antelo, que tras finalizar la sesión aseguró estar «contento» y feliz por volver a su antiguo puesto de profesor de matemáticas.

La nueva alcaldesa, visiblemente emocionada, dio las gracias por el apoyo recibido y agradeció a los otros dos grupos que actuasen «con coherencia e sentido común» y que respetasen «a esas urnas do 26 de maio». Prometió trabajar «arreo» por sacar adelante los proyectos ya iniciados y por emprender otros nuevos «coa maior ilusión». «As portas da alcaldía estarán abertas para quen o desexe», remató.

«Hai que ser maduros»

El Partido Popular y la formación del hasta ahora regidor, Manuel Antelo, decidieron mantener la emoción hasta el final. Mucho se rumoreó de un posible pacto entre ambos para arrebatarle la alcaldía a la lista más votada, y hasta la secretaria xeral del PSdeG-PSOE en Vimianzo, Paula Mouzo, hizo pública una carta en la que condenaba esa posibilidad, por desvirtuar el resultado obtenido en las urnas.

«O normal nunha corporación na que non hai maiorías é buscar acordos para gobernar. Houbo conversas [co PP], pero levámolas con discreción e coa lexitimidade do diálogo. O PSOE non se puxo en contacto con nós, así que falamos co Partido Popular, e creo que foi un exercicio moi positivo de diálogo político [...] O que non estou disposto é a que se bendicisen uns diálogos entre PP e PSOE e se demonizasen entre Adiante Vimianzo e PP. Hai que ser maduros», declaraba ayer Manuel Antelo al finalizar la sesión de investidura.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Tags
Comentarios

La socialista Mónica Rodríguez sienta a Antelo en la oposición