El Partido Popular pontecesán peca de novato

Los puntos del pleno extraordinario pedido por la oposición no pudieron tratarse por errores de planteamiento y trámite


Carballo / La Voz

El mandato ha arrancado en Ponteceso con un sonoro error de la oposición que le han costado más de 1.000 euros a los contribuyentes y ha hecho perder el tiempo a funcionarios y concejales. Los ediles del PP, novatos todos ellos, no debieron ser asesorados por los que encabezaron la lista y abandonaron por los malos resultados y el concejal de APIN, Pose Verdes, no fue quien de exponer su veteranía en materia de gestión municipal.

Cinco firmas, del PP y de APIN, pidieron el día 22 de julio un pleno extraordinario para tratar tres asuntos: el cumplimiento de la ley contra incendios, la bajada del IBI al 0,4 y una reducción del ICIO del 2 %. Siete días después se celebró el primer pleno ordinario del mandato y ninguno de estos temas salió a relucir.

El alcalde, Lois García Carballido, convocó para ayer por la mañana la sesión, pero no sirvió absolutamente para nada, porque tanto el secretario como la interventora defendieron que los asuntos no podían tratarse, puesto que en la convocatoria no se había incluido la argumentación necesaria, los temas no habían sido abordados en comisión informativa y tampoco se aportaron los datos económicos que debían acompañar a la propuesta de rebaja tributaria.

Tres temas

Los tres temas podían haber sido incluidos como mociones, ruegos y preguntas en la sesión ordinaria, pero en lugar de eso, la oposición decidió pedir un pleno por el que hay que pagar 100 euros a cada concejal sin dedicación y en el que no se resolvió absolutamente nada.

Se sometió a votación la inclusión en el orden del día de los tres asuntos y el PSOE coincidió con el dictamen de los funcionarios y se opuso, en tanto que el PP ni siquiera votó, aunque el secretario lo contabilizó con abstención, lo que aún hace más raro el asunto, ya que ni siquiera apoyaron los temas que ellos mismos propusieron,

Daniel García Cotelo, el portavoz popular, se mostró muy preocupado por las talas que quedan por hacer en el municipio, sobre todo en el entorno de viviendas. Criticó la actitud del alcalde, del que dijo que solo había querido quedar bien y parecer «demócrata» dejando hablar sobre el tema, pero sin incluirlo en el orden del día.

Por su parte, el regidor lamentó la pérdida de tiempo y la forma de actuar del PP al solicitar un pleno sin preparación alguna. Reconoció que los ediles populares son novatos, pero dijo no comprender la actitud de Pose Verdes, de APIN, que formó parte del gobierno local y que previamente había estado en la oposición con el PP, precisamente.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

El Partido Popular pontecesán peca de novato