El eterno comunista que negociaba el viento con la Virgen del Carmen

Fernando Carrera, marinero, promotor cultural y un gran humanista, fue el primero en utilizar en Muxía un motor fueraborda


cee / la voz

Hasta el viento de Muxía quiso despedirse de él. Después de varios días seguidos de un fortísimo vendaval, giró casi de repente para asistir al entierro. Incluso los que lo conocían bien bromeaban con cariño en el funeral: «Vén a nordestada despedirse do Carrera».

Era su viento, el que aprovechaba para los lances del boliche, una técnica de pesca con red desde la playa de Area Maior, que hizo conocido en todo el entorno a Fernando Carrera Fernández, porque siempre reservaba algún lance para que la gente de las aldeas que acudía a ayudarle pudiese llevarse a casa algo de pescado fresco.

Gracias por leer La Voz de Galicia

NO TE QUEDES SOLO
CON LOS TITULARES
WEB+APP SIN LÍMITES
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
4,95 € /mes
Prueba 30 días gratis
Sin compromiso de permanencia
VERSIÓN PDF
Accede a todas las noticias de la web y la app, lee en PDF el periódico diario y las revistas YES, Mujer Hoy y XL Semanal, y consulta la hemeroteca
9,95 € /mes
Suscríbete
Sin compromiso de permanencia

El eterno comunista que negociaba el viento con la Virgen del Carmen