Cuestión de detalle en el parador

Avalancha de contratos para el equipamiento antes de la inauguración de las instalaciones, en el mes de marzo


Carballo / La Voz

El parador de la Costa da Morte, que es como se llamará el ubicado en la ladera de Lourido, en la parroquia de Moraime (Muxía) está plagado de grandes y pequeños detalles. Los mayores son evidentes: el diseño, las plantas por terrazas mirando al mar, los techos correspondientes de tierra y hierba, para darle una mayor integración en el paisaje; la eficiencia energética... Los pequeños pasarán seguramente desapercibidos, y muchos de ellos encuadran en lo que, en la licitación, se ha denominado «elementos varios y obras complementarias», cuyas ofertas están en estudio (según el portal de contratación de Paradores) y que habrá que ejecutar en un máximo de 60 días. Tiempo razonable ante el horizonte de la apertura, a mediados de marzo, como muy tarde. Para este capítulo de detalles se reservó un máximo de 532.000 euros.

Seis niveles. El equipamiento afecta a estancias de los seis niveles, repartidos en 20 metros de altura, en el que el 6 es el de la entrada (a 63 metros) y el 1, el más bajo. En +el 6 estará la recepción, spa y cafetería. Es la zona de acceso principal, de la administración, y también hay espacio para aseos. En el llamado nivel 5 están los salones de usos múltiples, restaurantes, cocinas y áreas de servicio; en el 5, habitaciones, comedor de desayunos, instalaciones y garaje; en el 3, habitaciones, zonas privadas y piscina; y en el 2 y en el 1, habitaciones y zonas privadas. En total, 59 habitaciones dobles, tres suites y cuatro adaptadas, con 65 plazas de garaje interior.

Baños. Mobiliario aparte, en este contrato se detallan los elementos que deberán incluir cada cuarto de baño (lo elemental en cualquier hotel): portarrollos y otro de reserva, toallero y jabonera de bidé, jabonera de ducha y bañera, repisa para toallas con colgador y perchas. Los elementos pensados para los vestuarios de personal tienen algunas diferencias.

Vinilos. En los vidrios de las puertas de acceso, zonas de ascensores y otras puertas del recinto habrá vinilos con franjas horizontales señalizadoras (de diseño variable) a diferentes alturas para evitar golpes accidentales.

Mástiles. Habrá que colocar mástiles (con acabado en acero) para las banderas oficiales, incluida cimentación y anclaje.

Barandillas de vidrio. Las habrá en varias zonas exteriores del parador. También las habrá de acero.

Cierre de puertas aéreo. En los aseos de los clientes, no en los adaptados, de salones, restaurante y cafetería, para que las puertas no queden abiertas con el baño a la vista cuando el cliente acceda.

Cámaras. Habrá cámaras de vídeo vigilancia interiores y exteriores.

Oficinas y recepción. Mil detalles más en este gran mundo de los detalles, desde instalaciones de voz, datos y electricidad en esta área como en el resto de las estancias.

Garaje, spa, residuos, armarios, mecanismos de apertura y cierre o tapado de agujeros... Cada área presenta sus especificaciones concretas. Hasta en lo más mínimo: pasamanos, pinturas, control de calidad, seguridad y salud... Y en todos los casos se acompañan las fotos de las estancias en las que esos aspectos se van a realizar.

Otros contratos. La obra del parador, ejecutada por Tragsa, ha sido multimillonaria, pero estos últimos meses se han gestionado a ritmo vertiginoso (todo el que le faltó en los tres primeros lustros desde que se prometió) otros contratos nada pequeños: la cocina salía por un máximo de 556.000 euros, y el mobiliario, un millón. También en el caso de los muebles no se escatimaron ni detalles ni gastos. Por ejemplo, las habitaciones incluyen cabecero, mesilla de noche, escritorio con televisión, cubre minibar, maletero-protector, mesa de desayuno, textiles muy diversos, butaca, banqueta, silla de escritorio, sofá cama, alfombras de pie de cama y zona de salón, iluminación variada, espejo vestidor, papelera, soporte de información, elemento separador de la bañera y el resto de la habitación, armario adaptado, mobiliario de terraza (todas la tienen) y otros muchos aspectos. Concello de Muxía y Diputación también han invertido mucho dinero en estos años: saneamiento, accesos, compra de terrenos...

Empleos. Empresas de alimentación, limpieza, lavandería o mantenimiento podrá optar más adelante.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Cuestión de detalle en el parador