Morir de éxito


Decía hace unos días el alcalde de Fisterra que, si renueva, uno de sus objetivos será acabar de una vez el famoso e internacional cementerio de Portela, de un relieve insólito por la ideas pese a que no llegó a ser acabado y, por no tener, carece de agua o de luz. Pero fue el que abrió la senda del diseño necrológico en la Costa da Morte. Otros vinieron después, y vendrán, y hay que esperar que no se mueran de éxito o antes de tiempo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Morir de éxito