Caen las multas por alcohol y drogas y se disparan las del uso del móvil

La campaña navideña de Tráfico de la Guardia Civil se saldó en la Costa da Morte con más de 350 denuncias


Carballo / La Voz

La presencia del camión y la furgoneta camuflados de Tráfico de la Guardia Civil a finales del pasado año en la comarca tenía una finalidad básica: frenar el aumento significativo de las infracciones debido al uso del móvil y a otras distracciones al volante.

De un año a esta parte, los responsables del instituto armado vienen constatando un cambio de tendencia en lo que a tipología de conductas se refiere. Hasta finales del 2017, los excesos con el alcohol y el consumo de estupefacientes se llevaban la palma de las multas. Representaban, junto con el exceso de velocidad, entre el 25-30?% del total de denuncias en la Costa da Morte. Sin embargo, a finales del 2018 significaban el 15-20?% . Y aunque conducir bajos los efectos del alcohol y las drogas y pisar el pedal del acelerador más de la cuenta continúan siendo las primeras causas de infracción y de penas de prisión, la problemática ahora viene dada por el uso masivo de dispositivos electrónicos, que representan ya entre el 10-15?% de los expedientes abiertos por los agentes de Tráfico de la Guardia Civil de A Coruña y del puesto de Corcubión.

Un ejemplo de este cambio de tendencia lo representó la campaña navideña, que empezó el 22 de diciembre y finalizó el 7 de enero. Los resultados provisionales indican que fueron más de 350 los conductores sancionados en la red viaria de la Costa da Morte. Se trata de una cifra muy similar a la del 2017. De estos datos en la Guardia Civil extrajeron dos conclusiones claras.

Campañas

La primera, que las campañas tan agresivas y tan explícitas como las llevadas a cabo en televisión no acaban de cuajar en la sociedad; y la segunda, que se sigue haciendo caso omiso a las indicaciones de la Dirección General de Tráfico: «El uso del móvil y de otros dispositivos, así como las distracciones al volante son ahora dos de nuestros principales caballos de batalla», apuntaron en el instituto armado. De hecho, una parte importante de la siniestralidad en la red viaria viene determinada por el empleo de los teléfonos móviles cuando se está conduciendo y por no estar atentos al vehículo».

En la Guardia Civil sí constatan que hay un mayor grado de concienciación en la comarca, sobre todo entre los jóvenes, de que, en caso de ir de fiesta, el que vaya al volante no puede beber y, por lo general, es una norma que se está respetando bastante, «salvo algún caso aislado».

Pero el uso de aparatos electrónicos se ha convertido en la espada de Damocles, hasta situarse en la segunda causa de accidentes graves y de multas en los 16 concellos de la Costa da Morte.

Elevada siniestralidad

Preocupación hay también por las elevadas cifras de heridos graves y muertos que no llevaban puesto el cinturón de seguridad: «Más de la mitad de esas muertes se pudieron haber evitado». En el instituto armado también alertaron del incremento de las cifras de fallecidos en carretera en la zona, como sucedió en el 2018, tanto en Galicia como en el conjunto de la provincia. Fueron 12 vecinos los que perdieron la vida en accidente de tráfico el pasado año, el triple que en el 2017 y convirtiendo el 2018 en uno de los más negros, junto con el 2014, de los últimos siete años.

El cuarto puesto del ránking de sancionados en Navidades fue para aquellos conductores que circulaban con vehículos sin seguro o con la ITV sin actualizar. Incluso en diciembre se dio algún caso en la Costa da Morte que los agentes denominan «un completo»: positivo en alcohol o drogas, con el carné retirado por orden judicial o sin permiso y a los mandos de un vehículo sin seguro y sin la ITV en vigor.

Un camariñán huye de la policía y da positivo en cannabis

La Policía Local de Camariñas sancionó esta semanaa un conductor, vecino de la localidad, por cuatro supuestas infracciones: conducir de forma temeraria, desobediencia a la autoridad, ir al volante bajo los efectos de las drogas y carecer de carné.

Según apuntaron en la Guardia Civil, los hechos ocurrieron sobre las seis de la tarde del viernes en la avenida de A Coruña. Un agente de la Policía Local realizaba labores de vigilancia cuando se cruzó con un Peugeot 106. Su único ocupante se le hizo conocido. De hecho, ya había sido sancionado hacía unos meses por la Guardia Civil por circular con un turismo careciendo de permiso que lo habilite.

El agente decidió seguir el turismo con el objetivo de identificar a su ocupante. Sin embargo, según señalaron en el instituto armado, el conductor del Peugeot 106 aceleró de forma brusca y adelantó a tres vehículos tras rebasar la línea continua e invadir el carril contrario a una velocidad anormalmente elevada.

El policía activó las señales luminosas y acústicas del coche patrulla, iniciándose una persecución por el casco urbano, que concluyó en una calle en la que el supuesto infractor paró, apagó e intentó salir del vehículo. Pero el uniformado logró interceptarlo. Lo identificó y tras notificarle sus derechos y los cargos por los que había sido parado, lo invitó a ir al puesto de la Policía Local para realizarle las correspondientes pruebas de alcohol y drogas. Para ello solicitó la presencia de un vehículo de atestados de la Guardia Civil.

El supuesto infractor dio positivo en cannabis, a la espera del resultado definitivo del laboratorio. El agente de Policía, según confirmaron en la Guardia Civil, abrió cuatro denuncias administrativas contra J.J.P.S., de unos 30 años: conducción temeraria, ir al volante de un vehículo sin carné, hacerlo bajo los efectos de las drogas y un cuarto por desobediencia a la autoridad.

Estas cuatro infracciones supondrían en la práctica la pérdida de 16 puntos en el carné y una multa económica elevada.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Caen las multas por alcohol y drogas y se disparan las del uso del móvil