«Plácido Castro é un referente á hora de pensar a Galicia universal»

El internacionalista Xulio Ríos imparte hoy en As Neves una charla sobre el corcubionés


carballo / la voz

El Concello de As Neves acoge hoy, a las 20.00 horas en el auditorio municipal, la Conferencia Anual Plácido Castro, que estará a cargo de Xulio Ríos (Moaña, 59 anos), presidente de honor del Instituto Galego de Análise e Documentación Internacional (Igadi), titulada Plácido Castro e o universalismo galeguista. Xulio también es el secretario de la Fundación Plácido Castro del Río, que trabaja desde hace muchos años a favor de la divulgación de todo lo que hizo este corcubionés (1902-1967), que pasó la última etapa da súa vida en Cambados. Un concello que, por cierto, y coincidiendo con la conmemoración del medio siglo de su fallecimiento, lo acaba de nombrar hijo predilecto.

Pero hay más conmemoraciones. Justamente también se celebra el 85.º aniversario de la participación de Castro del Río, hijo del exitoso empresario Plácido Castro Rivas, en el congreso de la Sociedad de Naciones (organismo antecesor de la ONU) celebrado en Berna en 1933, representando a Galicia. Ríos, en 1991, indagó en sus archivos para ver todo lo que había aportado en aquella cita de gran relevancia internacional, y un año más tarde editó su primer libro sobre el corcubionés. Y fue gracias a ese congreso cómo llegó a él, y desde entonces nunca lo ha abandonado. Al contrario: si la figura de Castro del Río se conoce, y existen actos y premios (como el de traducción) que llevan su nombre, es sobre todo gracias a Xulio y a su equipo. Su nueva presidencia honoraria se debe justamente a que se garantiza el relevo.

Ríos recuerda que ya Castelao, cuando citaba a Galicia como nación, tomaba como uno de los apoyos ese congreso en el que estuvo Plácido, que siempre tuvo clara la dimensión exterior de Galicia. Plácido Castro é un referente á hora de pensar a Galicia universal», asegura.

El primer artículo que Ríos leyó sobre la política exterior de Galicia es de Castro, en los años 30. Estaba muy por delante de todos sus contemporáneos en esta materia en su época, en la que ocupó el cargo de secretario de relaciones internacionales del Partido Galeguista. «Era o único anglófilo da súa xeración», en la que la mayoría eran germanistas. Ya era consciente del poder de la lusofonía, «e cando falaba de Irlanda non o facía de oídas, porque a coñecía moi ben», apunta Ríos. Fue un pionero absoluto en muchos temas, también en las traducciones al gallego. Por eso, y muchas más razones, sorprende que su figura aún no sea demasiado conocida: «Neste país, todos os días estamos descubrindo cousas. Ten que ver co feito da baixa autoestima dos galegos. Sabemos máis de Trump que de Plácido Castro. Hai un desleixo co noso».

Influencia inglesa

Lamenta que sacrificase mucho por sus ideas. Él, y su familia, que de muy pudiente acabó en la ruina. Plácido estudió en un colegio inglés por el que pasaba la realeza británica, lo que da una idea de en qué ámbitos de manejaba. Y, con todo, se aproximó al galleguismo, pero «pero por unhas vías diferentes a todos os demais». El Reino Unido tuvo mucho que ver en esas ideas, por el profundo sentimiento identitario inglés, cómo un pequeño país llegó a ser tan poderoso. Creía que había que confiar en el propio país para salir adelante con éxito, prosperar. «Moito do que dicía é moi actual. E moi esquecido, mesmo polo nacionalismo político organizado. Algúns deberían relelo a el e aos galeguistas. Vía o nacionalismo como una nova forma de unión, non de separación, como realidades diferentes». Era una rara avis entre los galleguistas de la época, aunque estaba muy involucrado en aquel movimiento político. Pero al final, llegó la guerra y todo cambió. También su vida.

«Neste país, todos os días estamos descubrindo cousas. Ten que ver coa baixa autostima»

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

«Plácido Castro é un referente á hora de pensar a Galicia universal»