El precio del gasóleo se mantiene estable en la comarca a pesar del puente

Las diferencias llegan a ser de hasta 20 céntimos el litro en estaciones de servicio de municipios próximos a la zona


carballo / la voz

Una de las principales noticias de ayer, al margen de la situación política, fue la fuerte subida de las gasolinas, más de la de 95 y 98 octanos que del gasóleo, pero también en este caso hubo un alza importante. Las comarca se libró de este incremento, a salvo de lo que ocurra hoy a la vista de la evolución de los precios que, de manera permanente, publica el Ministerio para la Transición Ecológica en su portal de hidrocarburos. De hecho, las escasas alzas que se produjeron fueron varios días atrás, de un céntimo en el litro de gasóleo A (el más demandado) en algunas estaciones. Alguna, que estaba muy alta, incluso bajó.

Un análisis de las 37 estaciones de servicio de Bergantiños, Soneira y Fisterra, además de Cerceda, permite comprobar las diferencias habituales de tarifas,que en los casos más extremos están en los 11 céntimos por litro entre la más cara y la más barata. Ha habido ocasiones en las que este margen era de 14 céntimos. Como siempre, las de bajo coste tienen la tarifas básicas, de 1,159 en Carballo y 1,16 en O Corgo (A Laracha), y otras que no están demasiado lejos, apenas un céntimo. Las más caras se veían ayer por la tarde (las cifras pueden cambiar en cuestión de horas) en estaciones de servicio muy diversas, con el precio del litro en 1,269 euros.

Con todo, no es tanto el precio final como el servicio y la calidad que se recibe. Incluso la proximidad, el hábito y la confianza influyen. La más barata de Carballo, de bajo coste, es de autoservicio y no ofrece nada al conductor, solo una persona que asesora por las mañanas. Ahora sí hay papel para limpiarse, pero al principio, no, y no es la primera vez que carece de guantes. Si llueve no hay escapatoria a mojarse.

Frente a estas opciones de ahorro, otros conductores prefieren un servicio directo, que genera empleo, donde hay baños, más seguridad, lavado, tienda, opciones para agua y aire, descuentos en la tarifa final con tarjetas de fidelización... De ahí que en el precio final se tienen en cuenta muchos más factores.

Pero, con todo, puestos a mirar solo el precio del litro, las grandes diferencias no están tanto en la Costa da Morte como fuera de ella, pero no lejos, sino en rutas que numerosos vecinos de la zona tienen que hacer a diario, sobre todo por trabajo. Especialmente hacia A Coruña y Santiago. En este sentido, llaman mucho la atención algunos precios. Por ejemplo, ayer en una gasolinera de Negreira se pagaba el litro a 1,299 euros, lo mismo que en otra muy cercana a Santiago, en la carretera de acceso desde Portomouro. En Mesón do Vento, por ejemplo, el litro estaba a 1,289. En el lado opuesto se encuentran algunas de A Coruña. Junto al Coliseum hay una que anunciaba el litro a 1,099, lo mismo que otra en la calle Isaac Peral. En A Grela, otra estaba a 1,109, y no lejos otras estaciones se movían en precios ligeramente inferiores. Curiosamente, cerca de la refinería de Arteixo hay que olvidarse de precios económicos. En este sentido, una persona que haga muchos kilómetros diarios por esta zonas podía echar ayer diésel, en función del punto elegido, por hasta 20 céntimos de diferencia en el litro. El resto es matemática: solo en diez litros, dos euros más.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El precio del gasóleo se mantiene estable en la comarca a pesar del puente