Cee tiene nuevos presupuestos para abordar proyectos ya comprometidos

Salieron adelante con el apoyo de PP y Ciudadanos y el voto en contra de IxCee y BNG


cee / la voz

«Non hai ningún pacto con ningún partido político. Considerei que non hai nada que negociar porque son contadas para obras de urxente necesidade, especialmente o repetidor de Lires», aseguró en el pleno del jueves por la noche la alcaldesa de Cee, Margarita Lamela, en relación con los presupuestos para este 2019, que salieron aprobados con el voto favorable del PP y de Ciudadanos y la oposición de IxCee y el BNG.

Unas cuentas que ascienden a 5.595.242 euros, lo que supone un incremento de 194.013 euros con respecto a las del 2016, las últimas en vigor que seguían prorrogadas, y que, sobre todo, suponen nutrir partidas que están agotadas o que en las que se exige ampliación -como la de Axuda no Fogar por parte de la Xunta-, así como para acometer pequeñas obras ya comprometidas o que tienen una parte de subvención externa.

La propuesta más polémica es la inclusión de un puesto eventual de confianza de cinco horas diarias para asesoramiento, gestión de la página web y de las redes sociales. De hecho, fue lo que más criticaron IxCee y BNG.

El portavoz independiente, Ramón Vigo, alegó dos motivos para votar en contra: que el gobierno «aumenta ingresos a base de incrementar impostos» y que a las dedicaciones parciales y exclusiva se sume ahora este nuevo sueldo. Un subida fiscal que negó tajantemente la alcaldesa: «Non se incrementou ningún imposto», le replicó a Vigo, afirmando, además, que se trata de las regularizaciones de Catastro, que se llevaron a cabo siendo él alcalde.

Serxio Domínguez le achacó a Lamela que, mientras prometió diálogo no habló con nadie, al menos con ellos. De ahí que, aunque coincida en la necesidad, incluso en la urgencia de aprobar unos presupuestos, el anuncio del PP que los iba a apoyar, al poco tiempo que se anunciasen les lleva a pensar «ou ben que xa coñecían o contido ou que os analizaron pouco», dando a entender la existencia de un pacto entre socialistas y populares. Es más, puso el acento en que, entre las múltiples necesidades comunicadas por los vecinos, no está la de contratar personal de confianza para las redes sociales y menos cuando, a su juicio, se está haciendo de ellas un uso partidista.

«¿Estame dicindo que o principal motivo para votar en contra é a consignación orzamentaria para un posto eventual de cinco horas, que ademais terá que ser o pleno o que decida se contrata ou non? O que está claro é que trouxera o que trouxera estaba completamente segura de que o BNG ía votar en contra», afirmó la regidora. «A razón pola que o Bloque se opón é porque está o Partido Popular. Están obsesionados co PP e esa é a razón principal», remachó Antonio Domínguez.

Problemas heredados

Aunque el debate PSOE-BNG se prolongó bastante más, uno de los momentos destacados lo protagonizó la concejala Ema Trillo, que, más en relación a IxCee, conminó a los que votan en contra a que le expliquen su postura a las personas que están esperando por la ayuda a domicilio, con informes de la Xunta, advirtiendo de que el Concello no cumple con su parte.

«Tódolos días unha novidade e un problema enriba da mesa», concluyó Lamela, achacando así asuntos sin resolver, que achaca a la desidia del anterior gobierno.

Más

PSOE

Margarita Lamela. «Ninguén ten dúbida de que se está traballando, de que se está cambiando Cee, de que Cee está saíndo adiante e quizais iso é o que lle molesta a algúns», señaló en relación a las críticas de Serxio Domínguez.

PP

Antonio Domínguez. «Antes fora a boca do metro, agora imos facer o metro. Ese é o prezo», le contestó a Vigo, irónicamente en relación con la plaza donde tiene su despacho y el supuesto precio de su apoyo a los presupuestos del PSOE.

IxCee

Ramón Vigo. «Felicítoa porque vostede conseguiu o que non foi quen o seu secretario xeral: un goberno de colaboración. Non sei se a vostede lle vai saír gratis ou non», dijo para referirse al apoyo del PP a estos presupuestos.

BNG

Serxio Domínguez. «Non cumpriu a súa palabra de falar cos grupos. Vostede e o seu grupo xa elixiron compañeiros para esta viaxe de catro anos. Eu non son quen para valoralo, pero cando menos resulta chamativo», le replicó a Lamela, a quien le recalcó que «o medo leva ao lado escuro», y, la mismo tiempo, la conminó a negociar para el próximo año 2020 un presupuesto «de esquerdas, social e moderno».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Comentarios

Cee tiene nuevos presupuestos para abordar proyectos ya comprometidos