El Villa de Cee y el Fisober ya están listos para el arranque de liga

Quedaron eliminados en las respectivas Copa Galicia

.

carballo / la voz

Los dos mayores equipos de fútbol sala representantes de la Costa da Morte militarán esta nueva temporada en categorías inferiores respecto a la pasada. Mientras el masculino, el Villa de Cee, jugará en Preferente, el femenino dumbriés, el Fisober, lo hará en Primera Autonómica. No obstante, ambos comienzan la liga el próximo fin de semana a domicilio. Los chicos contra el Muiños-Korreo Guitiriz y las chicas contra el Bembrive.

El jugador Santi López, del Villa de Cee, habló ayer sobre los objetivos que se propone su equipo: «Nesta liga estivemos hai 2 anos e subimos a Terceira, polo que queremos estar arriba. Pero todo depende da dispoñibilidade que teñamos, pois a maioría somos veteranos». Una campaña más, enfrentan el reto sin entrenador: «O porteiro Pose asume os labores de adestrador porque é complicado atopar alguén que teña o título, que se queira involucrar e que non pida moito diñeiro», añadió.

En cuanto a la plantilla, continúan los nueve que forman la columna vertebral: Pose y Bruno como porteros; Mario, Perce y Ángel como cierres; Marroco, Mixi y Aitor como alas, y Santi como pívot. Se suman al proyecto cuatro jugadores: el cierre cormelán, Álex Baneira, que jugó en el Ponteceso; el ala nicrariense Félix Quintela, procedente del Brión; el ala Juan O Bello que ya estuvo en sus filas y el pívot Yago, de O Pindo, que está a prueba. Solo falta por confirmarse la última incorporación: la del ala fisterrán, Roberto, por unas lesiones.

Pero este sábado ya se estrenaron en casa con el arranque de la Copa Galicia. Y pese a quedar eliminador en dieciseisavos de final, dieron la talla ante un rival fuerte como es el Cidade de Narón, de Segunda B (3-4).

Los retos de Fran Toba

Por su parte, el Fisober hará por quedar «o máis arriba posible na clasificación, entre as seis primeiras», explicó el eterno técnico, Fran Toba. No obstante, el objetivo del regreso a Segunda Nacional no está en su mente: «Este ano serán todas xogadoras da casa, polo que se busca promocionar as categorías inferiores; darlles saída», añadió.

Y es que Ainhoa, Carreira, Andrea, Carla y Taibo son bajas. Continúan la portera Lía, la cierre Mai, las pívots Noe y Ana, y la ala María. El fichaje es la cierre-portera Adriana Castro, del Ponteceso. A mayores, cuatro jugadoras del filial, que juegan todas de alas, serán habituales en el primer equipo: las juveniles de primer año Paula y Nuria, la sénior Laura y la cadete Kenny.

Por el momento, las chicas de Fran Toba ya disputaron la totalidad de partidos de la Copa Galicia correspondientes a la fase de grupos. Encuadradas en el Grupo 1, quedaron terceras, y por lo tanto, fuera de la siguiente ronda. En el último duelo a domicilio contra el Valdetires cayeron por 5 a 0; ambos rivales eran superiores.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El Villa de Cee y el Fisober ya están listos para el arranque de liga